HIPERTENSIÓN

Hipertensión: los beneficios que aporta el ácido fólico y dónde encontrarlo

Para reducir la hipertensión, expertos en cardiología sugieren consumir alimentos con ácido fólico.

ESTILO DE VIDA

·
Hipertensión, Presión arterial, Ácido fólico.Foto: Pixabay

La hipertensión se produce cuando la presión arterial de una persona alcanza altos niveles. Esta se mide teniendo en cuenta la fuerza ejercida contra las paredes de las arterias a medida que el corazón bombea sangre. Tener esta patología puede desencadenar en graves problemas coronarios, es por eso que expertos han sugerido consumir ácido fólico para disminuirla.

Antes de hablarte de las propiedades del ácido fólico es importante que sepas que una presión arterial normal es menor a 120/80 mm Hg, mientras que una presión arterial alta (hipertensión) es mayor a 130/80 mm Hg. Estos números variarán de acuerdo a algunos hábitos, como la ingesta de agua y el consumo excesivo de sal, como así también cuidar o descuidar el estado de los riñones, sistema nervioso y vasos sanguíneos.

Todo esto se puede lograr con una alimentación sana y una actividad física frecuente, contrarrestando las causas que pueden generar una hipertensión. Aunque también es importante manifestar que a medida que la persona envejece, los vasos sanguíneos se endurecen y la presión arterial se eleva, incrementando la hipertensión y la probabilidad de sufrir insuficiencia cardíaca, enfermedad renal o muerte prematura.

En este contexto, la hipertensión podrá ser reducida a través de la ingesta de alimentos con ácido fólico, una vitamina B fundamental para el organismo, especialmente porque protege la salud cardíaca y constituye un nutriente terapéutico para aquellos que sufren presión arterial alta.

Foto: Pixabay

En consecuencia, especialistas sugieren que el ácido fólico podrá ser encontrado en verduras como los espárragos, espinacas y las hojas verdes de la mostaza. A esto le podemos sumar algunas frutas y jugos, como las naranjas, limones amarillos y plátanos. Siguiendo esta línea, para reducir la hipertensión y controlar la presión arterial es vital consumir mayor cantidad de frutos secos, especialmente maníes, cereales, harina de maíz fortificada y arroz. Por último, el hígado de res será una importante fuente.

Foto: Pixabay