SERÍA EL REY DEL SISTEMA SOLAR

Esto cambia la historia: ¿Quién alberga más lunas Júpiter o Saturno? Hay un nuevo planeta ganador

Gracias a un nuevo descubrimiento tenemos la cantidad exacta de satélites que rodean a cada planeta debido a la intensa gravedad que atraen una gran cantidad de cuerpos celestes

MUNDO

·
Los libros de Ciencia se tendrán que actualizar con la más reciente información divulgada.Créditos: Adobe Stock

En el más reciente descubrimiento astronómico que ahora deberá de actualizar los libros de Ciencia, los especialistas han descubierto que Saturno cuenta con 62 lunas "nuevas" que suman un total de 145, arrebatándole así el lugar que tenía Júpiter como el rey de los satélites en nuestro sistema solar. Este acontecimiento le quita el lugar al gigante gaseoso más imponente de nuestro cosmos durante —el gusto le duró unos escasos meses—, porque ahora el "soberano de las lunas" le cederá su puesto al curioso astro de los anillos visibles. En febrero de este año, el equipo de cosmógrafos dirigido por Scott Sheppard, del Instituto Carnegie, fue quien descubrió las 12 lunas nuevas del quinto cuerpo celeste alrededor del sol. 

Periodismo de la más alta calidad: síguenos en el nuevo Google News Showcase

Júpiter tenía el puesto del planeta con más satélites, gusto que le duró unos pocos meses hasta este acontecimiento. FOTO: Adobe Stock

Ahora, Júpiter quien se coronaba como "el soberano de las lunas" con sus 92 satélites, le abrirá paso al segundo planeta más grande de nuestro sistema solar, pues sus nuevas 62 lunas le arrebatan por mucho el total de satélites que verdaderamente solo un "rey" puede poseer. Con un total de 145 cuerpos celestes atraídos por su gravedad, nuevamente Saturno pasa a ser el planeta con más presencia de lunas a su alrededor. Según nos narran los expertos esto se debió a que la numerosa materia que lo rodea pudo haber surgido de una colisión que interrumpió una luna más grande. Esto pudo haber pasado hace al menos unos cientos millones de años.

Y es que a principios del 2023 —a pesar de tener el conocimiento fresco de estos fragmentos— no se habían rastreado con el cuidado y presición suficiente para contar como lunas. A casi mitad del año, podemos afirmar que "ahora sí". Finalmente la Unión Astronómica Internacional —que es el organismo que tiene la última palabra sobre los cuerpos en órbita— ha confirmado que ya se pueden agregar varias decenas de lunas al recorrido de Saturno, lo que eleva el total a 145. Este astro es el único del sistema solar que posee más de 100 satélites naturales orbitando a su alrededor.

¿Cómo se descubrieron las nuevas lunas?

De acuerdo con lo compartido por el equipo de astrónomos, se tomaron datos del Telescopio Canadá-Francia-Hawái en la cima de Mauna Kea, Hawái, entre el 2019 y 2021. Luego se usó la técnica de "cambiar y apilar" para así buscar los satélites más pequeños y débiles alrededor del gigante anillado. Lo que temían es que se pudiesen haber pasado por alto, puesto que únicamente se visualizaba una sola imagen. Esta técnica emplea una serie de imágenes que se desplazan al mismo ritmo que la luna y su movimiento por el cielo. Es así que encontraron unos satélites bastante pequeños, incluidos algunos de 2,5 kilómetros de diámetro. Y estas diminutas lunas recién descubiertas están permitiendo a los astrónomos reconstruir el pasado de Saturno.

Ahora Saturno gana otro atractivo además de sus increíbles anillos, pues llevará el título del "rey de las lunas". FOTO: Adobe Stock

La clave estuvo cuando se cambió el conjunto de imágenes secuenciales a la velocidad a la que la luna se mueve por el cielo, esto mejoró la señal que regularmente emite el satélite cuando se combinan todos los datos, y es así que nos permitió visualizar a los cuerpos celestes, los cuales eran demasiado débiles como para contabilizarse en imágenes individuales. Asimismo, los investigadores detallaron que Al cambiar un conjunto de imágenes secuenciales a la velocidad a la que la luna se mueve por el cielo, se mejora la señal del satélite cuando se combinan todos los datos, lo que permitió que las lunas —que eran demasiado débiles— sean vistas en imágenes individuales, explicaron los investigadores en un comunicado oficial de la Universidad de Columbia Británica.

Cabe destacar que este método fue utilizado con anterioridad para exploraciones lunares alrededor de Neptuno y Urano, y consistió en cambiar una secuencia de imágenes a la velocidad a la que la luna se mueve por el cielo. Este movimiento —combinado con todos los datos— mejora la señal de la luna, haciendo que incluso los satélites más débiles sean visibles en la imagen apilada.

 

Sigue leyendo: