¿Cómo empezar a llevar una vida más fitness? Aquí algunos consejos

Empezar una vida saludable puede no ser fácil, pues debes comprometerte tanto con el ejercicio, como la alimentación y el descanso, pues las tres cosas te harán ser un mejor atleta

¿Cómo empezar a llevar una vida más fitness? Aquí algunos consejos
El culturismo es un deporte que ha captado el interés de particulares y del público en general Foto: Pixabay

Empezar una vida saludable puede no ser fácil, pues debes comprometerte tanto con el ejercicio, como la alimentación y el descanso, pues las tres cosas te harán ser un mejor atleta. 

El culturismo es un deporte que ha captado el interés de particulares y del público, a menudo cerca de eventos deportivos mucho más populares, desde su apogeo a principios de los setenta y desde entonces, gracias a los notables logros de Arnold Schwarzenegger.

Aunque requiere mucho más esfuerzo ponerse tan grande y fuerte como el gran Terminator, si es posible poder centrarte en pequeños cambios, que dentro de este deporte te ayudarán a tener las ganancias deseadas y con resultados reales. 

Piensa en un nuevo estilo de vida 

Los deportes profesionales, por desafiantes que sean, combinan largos entrenamientos con momentos de relajación en la vida privada. En el culturismo, este no es el caso ya que estás practicando durante veinticuatro horas: no solo el tiempo que pasas levantando pesas en el gimnasio, que debe ser bastante, sino las horas que necesitas dedicar al gimnasio, las comidas, y ejercicios aeróbicos. 

Un culturista, a riesgo de perder en unos días lo que se ganó con tanto esfuerzo en semanas, no puede permitirse descuidos ni excesos. Con esto, no decimos que tengas que desarrollar una adicción, sino que tienes que cuidar tu cuerpo y cuidarlo en todo momento, al contrario de la mayoría de los deportes.

Acostúmbrate a hacer sacrificios

El culturista experto debe dedicar gran parte de su día al entrenamiento (entrenar con el método de la mesa dividida si es posible), renunciando a alimentos deliciosos con un alto contenido calórico o graso, comiendo siguiendo una dieta estricta, dormir no menos de ocho horas al día, complementar adecuadamente, comer una cantidad mínima de calorías por día distribuidas en alrededor de seis ingestas, dejar de beber y comer en exceso, y un largo etcétera. mejora la salud y la apariencia física, pero los compromisos que requiere son sustanciales.

Piense a largo plazo

Durante mucho tiempo, un culturista profesional sufrirá cambios sutiles y constantes; no creará un cuerpo del que estar orgulloso de la noche a la mañana. Dependiendo de su capacidad genética y su compromiso, se necesitan no menos de tres a cinco años para ingresar al nivel de competencia. Ha pasado mucho tiempo, pero merece la pena intentarlo. Tenga en cuenta que con un paso, comienza el camino más largo.

dhfm


Compartir