UN MONTÓN DE PLATA

Crisis por la carne de cerdo

Hay poco puerco, por lo que el precio se disparó de promedios de 67 a 81 pesos el kilo; es decir, 20 por ciento más desde diciembre

OPINIÓN

·
Carlos Mota / Un Montón de Plata / Opinión El Heraldo de México

Es cuestión de pocas semanas o escasos días para que la crisis de la carne de cerdo que vive el país pase del ámbito local y de los mercados regionales a una verdadera escena nacional de escasez, donde se empezarán a buscar culpables por la falta de uno de los insumos alimenticios más importantes de los mexicanos. No sería de extrañar que el presidente Andrés Manuel López Obrador atraiga el tema a su conferencia matutina y que ordene a la Procuradora del Consumidor, Berenice Romero actuar. 

Pero, poco se podrá hacer, porque el problema de fondo que arrojó la actual escalada de precios tuvo su origen en la dramática reducción de producción durante octubre y noviembre de 2020, lo que derivó en que las grandes empresas productoras del animal de Chiapas, Sonora, Yucatán, Jalisco, y Veracruz frenaran la producción por el encierro que vendría en diciembre. Esos meses ya pasaron y la crisis estalló ahora. Hay poco cerdo, por lo que el precio se disparó de promedios de 67 a 81 pesos; es decir, 20 por ciento más desde diciembre. Incluso se han registrado kilos hasta en 96 pesos en la venta al detalle, según reportó El Diario de Yucatán el viernes pasado. 

Lo que ocurrió en 2020 fue un freno de mano en varias granjas porcinas, y para que México recupere su nivel de abasto regular debemos esperar seis meses, hasta que engorde la producción actual.  

Esta es una de las industrias mejor organizadas del país. El año pasado los participantes del sector lanzaron su nuevo órgano de representación: Opormex (Organización de Porcicultores Mexicanos), que tendrá su primer congreso en mayo del próximo año. Su presidente, Heriberto Hernández Cárdenas, también ha adelantado que se presentará pronto el Instituto Nacional Porcino, que promoverá las bondades de la carne de cerdo. Las principales empresas productoras de esta carne son Proan, de Manuel Romo Muñoz; y Kekén, que dirige Claudio Freixes.  

Desde México ocurre mucha exportación a Asia, y eso no ha disminuido. No obstante, esto podría originar un desencuentro con la autoridad si continúa la escalada de precios por la escasez, porque hay que recordar que cada mexicano consume 19 kilogramos de carne de cerdo al año. Es de las proteínas más buscadas por el consumidor. Esperemos que el gobierno no quiera buscar culpables en el sector privado si se mete a tratar de corregir un problema que fue originado por los cierres de la actividad productiva. 

PETROLEROS 

El presidente de la Asociación Mexicana de Empresas de Hidrocarburos, Juan Manuel Delgado, inaugurará hoy su Convención Nacional Petrolera. Asistirá la secretaria de Energía, Rocío Nahle. A ver si a partir de este evento inicia algún ajuste en el discurso del gobierno para dejar de denostar la inversión en el sector, que alcanza a la fecha 16 mil millones de dólares de parte de empresas privadas.

Por CARLOS MOTA
MOTACARLOS100@GMAIL.COM 
WHATSAPP 56-1164-9060

jram