Motel revive recuerdos en show “Irrepetible”

María José, Karol Sevilla, Pambo, Jesús Navarro y Javier Blake acompañaron a Motel en un concierto de más de dos horas de duración

Motel revive recuerdos en show “Irrepetible”
El entarimado circular, permitió que los músicos que los acompañaban estuvieran de frente a ellos Foto: Especial

Motel ofreció un concierto lleno de recuerdos al tocar los dos primeros discos de su carrera, evocando anécdotas de dicha época y reviviendo momentos con invitados de lujo como  María José, Karol Sevilla, Pambo, Jesús Navarro y Javier Blake.

En punto de las 20:30 horas, arribaron al escenario Rodrigo Dávila y Billy Méndez, tomaron sus guitarras y comenzaron el concierto con “Abriendo paso” y “Satélite”, temas de su disco debut homónimo de 2006. 

El entarimado circular, permitió que los músicos que los acompañaban estuvieran de frente a ellos. Dos pantallas largas, ubicadas atrás de Dávila y Méndez, mostraban figuras de colores, que contrastaban con las cortinas que envolvían el lugar.

La velada siguió con “Presente y sutil” y “Magia tabú”, para este último tema, Rodrigo se subió a una grúa que le permitió recorrer el escenario por fuera en medio círculo. 

“¿Cómo estamos? Espero que haya gente viéndonos, empezando por ahí, estamos probando una cosa interesante ( y subió a la grúa). Es un placer enorme estar aquí, después de estar encerrados tanto tiempo, el mundo a través de este lente se ve distinto... Somos Motel, gracias por conectarse, súbanle al volumen”, dijo Dávila

Tras cantar “Olvídame”, contestaron una pregunta de sus fans sobre quién fue la primera persona que los escuchó cantar y Rodrigo respondió: “Fue tu papá (dijo a Billy) en Miami o los míos. No sé. Igual no fue el primero que nos escuchó, pero fue importante que nos oyera, fue cuando estábamos viendo cómo arrancar y quién nos pusiera atención. Hicimos una búsqueda sobre quién estaba produciendo y encontramos a alguien que terminó siendo un antes y después en nuestras vidas, ese fue Aureo Baqueiro y tiene mucho que ver con esta canción que vamos a tocar. Hacíamos rolas y se las llevábamos, él nos decía que siguiéramos trabajando y de pronto  escuchó ésta y dijo que sí teníamos  madera. Gracias Aureo sin ti no estaríamos aquí”.

De inmediato tocó “A ti” en el teclado. Después Billy cantó, acompañado de su guitarra, “Por segunda vez”, ambos artistas dijeron tenían años sin cantar dichos temas, por lo que sentían el momento como un flashback.

Durante la noche “Irrepetible”, recordaron cómo fue su primer concierto en el café de unos amigos, en un escenario pequeño donde estaban tan juntos y cerca de la gente, que el micrófono se caía cuando alguien pasaba. “Era padre, porque nos pagaban con pizzas y chelas. Ensayábamos en casa de Billy, el primer show, lo pospusimos como tres meses porque creíamos que no estábamos listos”, dijo Rodrigo.

Tras dedicarle “Perdón” a una fan para que viera que estaban en vivo, presentaron a su primera invitada de la noche, María José, a quien primero Dávila la saludo de puño, pero al cantar tan enérgicamente “Lejos estamos mejor”, se abrazaron. 

“Perdón rompimos las reglas de la sana distancia, pero no podía no hacerlo”, comentó el vocalista, momentos antes había señalado que María José, era una de las personas que más querían en el mundo de la música.

Luego de cantar “Así me quedo”, ambos intérpretes reflexionaron sobre la admiración que le tienen a sus seguidores. ”Cuando eres adolescente y sientes que la música te llama, tomas un instrumento, ya sea una guitarra, batería o una computadora, como ahora hacen música, entras a una búsqueda hacia ti mismo. Es llegar a tu casa, ponerle pausa al planeta para ponerte a soñar y de pronto pasa algo muy poderoso, porque en esa búsqueda encuentras a más personas, y eso es la música, unión”, detalló Dávila. 

Billy agregó que aunque ellos estén arriba del escenario, siempre ha sentido que toda la gente que asiste a un concierto es igual, porque todos son amantes de la música en vivo.  

Karol Sevilla fue la segunda invitada, con ella cantaron su hit “Dime ven”. La joven intérprete primero se sentó con Dávila frente al teclado, pero en el coro bailó y corrió por todo el escenario, lo que volvió locos a sus seguidores que de inmediato lograron que su nombre fuera tendencia en Twitter. Con este tema terminaron de tocar su primer álbum y continuaron con “17” (2007), del que se desprendieron sus temas “Uno dos tres” y “Aparador”.

Momentos después salió al escenario Pambo e interpretó “Adiós a los Ángeles”, aunque hubo algunas fallas en el sonido durante este tema, Rodrigo recordó la buena amistad que tenían y lamentó no poderla abrazar tan fuerte por la sana distancia.

“Que estén nuestros amigos presentes, después de tantos años, con más de una década en la escena, sin duda mueve muchas emociones. Pambo es una de nuestros ángeles”, expresó el intérprete. 

Con “Tal vez será”  y “Dos palabras” también contaron con colaboraciones, pero éstas fueron vía remota, porque por la pandemia del coronavirus no pudieron estar presentes el Ensamble Allaire, ni Paty Cantú.

Los músicos contestaron otra pregunta sobre cuál era su sentir de que las nuevas generaciones conectaran con sus canciones: “Es muy emocionante, creo que cuando llevas un rato en esto, te das cuenta que la música tiene vida propia y es emocionante que gente de otras edades se identifique con canciones que hiciste hace muchos años, eso es muy conmovedor”, señaló Dávila. 

Entre las cosas que más extrañan de salir de gira, es la adrenalina que sienten antes de pisar el escenario, cuando van caminando y escuchan los gritos y energía del público, a quien le deben todo, por eso cuando tocaron “Ahí vienes”, proyectaron imágenes de la gente que ha coreado el tema en los conciertos, como agradecimiento por su apoyo. 

El show también contó con colaboraciones masculinas, la primera fue en el tema “Hasta el fin” con Jesus Navarro, de Reik, y la última con Javier Blake, de División Minúscula, con el single “Y te vas”. Este sencillo tuvo especial dedicatoria a una persona del público que escribió en el chat que su novia se casaría con él si le dedicaba un tema. Tras esta interpretación, el show llegó a su fin, dos horas y 15 minutos después. 

Por: Patricia Villanueva 

dhfm 

 


Compartir