METABASE Q

Apps de citas: sus vulnerabilidades y riesgos

Las apps de citas llegaron para quedarse; forman parte de nuestra realidad y por lo tanto, como todo en el mundo digital, lo que debemos hacer es adaptar nuestra seguridad en línea así como lo hacemos en nuestra vida presencial

OPINIÓN

·
Bianca M Santos / Metabase Q / Opinión El Heraldo de México

A lo largo de nuestra historia, la búsqueda del amor ha sido tema de interés en todo el mundo, dando como resultado un sinfín de medios para encontrar a nuestra alma gemela; medios que con el tiempo y el cambio generacional han evolucionado.

Actualmente, hablar de relaciones sentimentales te lleva tarde o temprano a la mención de las apps de citas, cuyo uso ha ido en aumento en los últimos años. En 2020, con el inicio de la contingencia sanitaria que nos afectó a nivel mundial, esta tendencia se elevó no sólo en México, sino en toda Latinoamérica. Según datos de Statista, podemos observar que más de 13 millones de personas en Brasil son usuarias activas de alguna plataforma de citas. Tomando en cuenta estas cifras, podemos darnos cuenta de la importancia de integrar prácticas ciberseguras entre los millones de personas usuarias en el cibermundo de las citas.

La privacidad de nuestra información en estas plataformas debería ser un tesoro bien guardado, pero en la práctica es la moneda de cambio al confirmar políticas y conocer a tu “media naranja”. Existen vulnerabilidades no solo en los datos que compartimos con la aplicación, sino que también con los que usamos al iniciar sesión a través de otras plataformas como Facebook o Google. Estas compañías pueden hacer pública nuestra información y compartirla a terceros. Sin embargo, cuando hablamos de protección de datos no solo hablamos de políticas de privacidad, ya que existen muchas más debilidades, como brechas de información.

Entre los riesgos más comunes encontramos la sextorsión: situación que se da cuando un usuario de la plataforma utiliza fotos o videos íntimos de su víctima con fines de chantaje o extorsión. Este contenido audiovisual puede ser conseguido haciendo uso de software con fines maliciosos, que aprovechan las fotografías que se suben a la aplicación para distribuir un malware que puede obtener contraseñas y otros datos guardados en el dispositivo. Así mismo, con la información obtenida pueden apoderarse de la cuenta para vender el perfil hackeado en la Dark Web de manera sencilla. Una vez en venta, posibles compradores pueden usar los datos confidenciales de la víctima en prácticas con otros fines malicisoso como el phishing.

Para evitar estas situaciones, y al no saber quién está del otro lado de la pantalla, debemos confirmar la identidad de las personas con las que conectamos y cuidar la información que compartimos. Por otro lado, hay que evitar la descarga de imágenes o archivos provenientes de la aplicación. Por muy confiables y legítimos que luzcan, debemos recordar que cualquier anuncio podría tratarse de una estafa.

Las apps de citas llegaron para quedarse; forman parte de nuestra realidad y por lo tanto, como todo en el mundo digital, lo que debemos hacer es adaptar nuestra seguridad en línea así como lo hacemos en nuestra vida presencial. En Metabase Q brindamos soluciones y recomendaciones tanto para quienes realizan estas aplicaciones como para quienes las utilizan. La seguridad es la base sólida que necesitamos para un mejor futuro. Hoy, debemos integrar prácticas básicas de ciberseguridad que protejan la integridad de nuestra información y nuestra persona.

POR BIANCA M SANTOS
@METABASEQ
WWW.METABASEQ.COM
CONTACT@METABASEQ.COM

CAR

 

SEGUIR LEYENDO: 

La inversión en ciberseguridad y su impacto en el Retorno de Inversión (ROI)

Atenas: anfitriona de las olimpiadas de ciberseguridad

Hot Sale, compras ciberseguras