TRES EN RAYA

Cero y van dos

La vacunación debería ser asunto serio y prioritario, pero el gobierno lo convierte en chanza y en espera interminable

OPINIÓN

·
Verónica Malo Guzmán / Tres en Raya / Opinión El Heraldo de México

Dos veces que los portales digitales de la Secretaría de Salud —para lo relacionado a la vacunación y “sus derivados”— no funcionan desde el día mismo que los lanzan. La vacunación debería ser asunto serio y prioritario, pero el gobierno lo convierte en chanza y en espera interminable.

Y sí, una vez que pasaron las elecciones de junio, el tema dejó de ser prioritario. Tiempo atrás, la caída del sistema digital inició el día que se liberó el portal de registro para vacunarse. El pretexto esgrimido por las autoridades fue que la cantidad de personas tratando de entrar había excedido lo permitido por el sistema. Increíble haberlo diseñado así, sabiendo que más de la mitad de la población requería la vacuna.

El mismo portal demostró que la burocracia desmontó la eficiencia de internet, cuando debería de ser al revés. Atónitos ante el hecho de que el sitio tuviera horario de oficina, una vez que se abrió de tiempo completo y dada la saturación del programa, muchas personas registraron a sus padres en la madrugada para así poder lograrlo.

Por cierto, tuvieron que pasar meses para que por fin hubiera relación entre ese registro y los requisitos a presentar el día de la vacunación (primera o segunda dosis)… Ahora vamos a las mismas: el gobierno federal presenta una plataforma para generar un certificado digital de vacunación contra el Covid19 y este corrió el mismo galimatías.

La mala planeación en la programación logró que el primer día el sistema simplemente no funcionara. Cero y van dos.

Probó también que el gobierno federal (o su programador) no aprende de los errores pasados generados por ellos mismos, si bien seguro estos tienen otros datos…

El certificado digital de vacunación, de acuerdo con lo cacareado en la mañanera presentará características parecidas a los dados en Estados Unidos o la Unión Europea. Ojalá que así sea para quienes ya están vacunados. Contará tanto con la marca de la vacuna, como el lote que fue utilizado. Esto último será de vital importancia, especialmente ahora con las nuevas variantes del virus, se vuelve un factor importante saber cuáles vacunas enfrentan o enfrentarán mejor las mutaciones del covid, lo cual se logrará con los registros de la población.

Esperamos que los mismos queden a salvaguarda y no sean secuestrados como sucedió con la información de la Lotería Nacional. El problema, al igual que sucedió en el registro, es que en el certificado sigue siendo una epopeya lograr descargar la información. Con lo cual, cero y van todas.

Tanto en los dos portales de salud (registro y certificado), como en el uso político de las vacunas, en la pésima estrategia/praxis implementada para enfrentar el covid y en cualquier rubro donde la 4T pone manos a la obra sus terribles ocurrencias. ¿Algo funciona en este gobierno y más si es en el sector salud?

Al igual que AMLO fue ponchado en la re inauguración de un estadio de baseball en el sur del país, así la estrategia implementada en sus diversos frentes en el sector salud.

Y el problema siempre es el tercer strike, pues “el out” no será para las autoridades. Será para los mexicanos que sufrimos de la indolencia e ignorancia de quienes, por obligación, deberían velar por este derecho humano fundamental.

POR VERÓNICA MALO
VERONICAMALOGUZMAN@GMAIL.COM

MAAZ