MALOS MODOS

Los políticos y sus redes sociales: Algunas humildes sugerencias

Para esta entrega, he decidido hacer una investigación meticulosa en las cuentas de Twitter de nuestros políticos más insignes

Julio Patán / Malos Modos / Opinión El Heraldo de México
Escrito en OPINIÓN el

Esta semana he hecho esfuerzos denodados para conseguir un sobresueldo, una prima, no hablemos de un aumento. El miércoles, me receté completo el programa de los moneros de La Jornada con el Doctor Muerte, una proeza periodística.

Para esta entrega, he decidido hacer una investigación meticulosa en las cuentas de Twitter de nuestros políticos más insignes. La idea es revisar los perfiles que escriben de sí mismos, o que autorizan para su publicación.

Estoy convencido de que, por sí solas, esas semblanzas escuetérrimas hablan mucho de nuestra realidad política, del modo en que nuestros líderes se ven y, por lo tanto, entienden su responsabilidad histórica y, por lo tanto, del modo en que ven a nuestro país. Me permito, además, algunas sugerencias. Empecemos por el supremo líder.

¿Cómo se describe Andrés Manuel López Obrador? Con una parquedad que no observa en sus comparecencias públicas: “Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos”.

¿Qué pasó, Presidente? He dicho varias veces que un líder de esa magnitud, un hombre tan cercano al estatus de todoabarcante, todopoderoso y omnisapiente, debería anunciarse siempre con una serie de títulos honorarios, en las mañaneras como en las redes.

Va de nuevo: “Prócer de Tepetitán, tres veces grande de Macuspana, Primer lord de la Guardia Nacional, Comendador de los creyentes, Cuarto bat del juarismo, Azote del huachicol y la oligarquía”. Algo así.

Casi justa es consigo doña Beatriz Gutiérrez Müller, de la que podemos leer: “Madre de familia, esposa, escritora, investigadora y profesora universitaria”.

Y sí. Pero ¿y la música, doña Beatriz? ¿Y esos rolones con Eugenia León? No costaba nada añadir: “Trovadora” o “Chanteur”. Nadie va a reclamarle el galicismo, propio de una persona culta y apasionada. Igual de austero es Epigmenio Ibarra, “Periodista y productor”.

¿No les parece una semblanza terriblemente injusta con ese hombre de acción, ese semihéroe que ha desafiado tiroteos, torturas de la CIA, combates cuerpo a cuerpo con los Navy Seals? Déjate ir, mi Epi: “Periodista y productor. El Jason Statham de la 4T”. Que tu humildad no te ciegue.

Otro tanto podríamos decir de un eminente líder opositor como Marko Cortés, jefazo del panismo. Dada esa personalidad arrolladora, podríamos suponer que en su perfil dice algo como “El tigre de Zamora”. Y no. Amortiguado, parco, sencillo, se define como “Michoacano. Panista de siempre. Contador público. Productor agrícola”.

Termino con Ulises Ruiz. El ex gobernador de Oaxaca sintetiza su trayectoria en una línea: “Soy un político comprometido con el desarrollo y bienestar de México”.

Eeeh, bueno, va. Una cosita, don Ulises. ¿No habría que añadir algo como “priista 100% 4T” o, sin más, “priista y obradorista”? Es pregunta. Sigan al doctor Patán para más consejos de imagen.

POR JULIO PATÁN
JULIOPATAN0909@GMAIL.COM 
@JULIOPATAN09 

MAAZ