Yucatán en tiempos de COVID-19; Michelle Fridman habla de las estrategias turísticas

Michelle Fridman Hirsch, secretaria de Fomento Turístico del estado, nos habla sobre la reactivación del sector y de las estrategias que siguen para hacer de este destino uno de los más seguros

Yucatán en tiempos de COVID-19; Michelle Fridman habla de las estrategias turísticas
Valladolid. Es un paraíso colonial ideal para caminar entre antiguas casonas. Foto: Cortesía

La pandemia por COVID-19 trajo incertidumbre sobre cómo se implementarían las medidas sanitarias para alentar a los turistas a regresar a destinos que, previo a la enfermedad, eran de los más solicitados del país, como es el caso de Yucatán. Michelle Fridman Hirsch, secretaria de Fomento Turístico de Yucatán, habló de las alternativas.

¿Qué nuevas medidas se están implementando?

Yucatán, desde el año pasado, tiene un protocolo muy estricto en materia de bioseguridad, con el fin de darle seguridad a los turistas y los yucatecos. De hecho, en abril de 2020 desarrollamos un protocolo de certificación sanitaria muy riguroso con estándares internacionales que tiene el respaldo no sólo del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, sino de organismos de salud y turismo internacionales, además del apoyo de Salud local y universidades. Con él, certificamos a toda la cadena de valor.

Celestún. Sus flamencos rosados son una de las mayores atracciones que ofrece este pueblito yucateco. Foto: Cortesía 

¿Dónde son implementados estos protocolos?

No sólo se aplican en hoteles y restaurantes, como se hace en varios destinos. Nosotros los llevamos a cabo en el transporte, terminales de autobuses, marítimas, aeropuertos, incluso en las aerolíneas internacionales como American Airlines, United Airlines, por supuesto, Volaris y Aeroméxico se certificaron con nosotros. También comunidades indígenas, en donde se practica el turismo rural. Esto nos ha permitido reactivar de forma responsable y con burbujas sanitarias.

¿Qué son las burbujas sanitarias?

Al tener toda la cadena de valor certificada con los mismos estándares, podemos ofrecer al turista un entorno 100% seguro, que no se confunda esto con libre de COVID, pero sí podemos asegurar que el turista pueda tejer su experiencia en Yucatán desde que se sube al avión y hasta que regresa, utilizando establecimientos y servicios que operan con los mismos estándares. Eso conforma la burbuja.

Puerto Progreso. Ideal para quienes están en busca de total tranquilidad y de emprender la Ruta Puuc. Foto: Cortesía 

¿Los turistas siguen los señalamientos impuestos?

Hemos sido muy estrictos con ese tema, los yucatecos somos muy disciplinados, y eso nos ha permitido manejar de una forma muy ejemplar la pandemia. En Yucatán ves a todos con el cubrebocas, con sana distancia y, claro, hemos hecho campañas para invitar a quienes nos visitan lo hagan de una forma responsable.

¿Qué estrategias están siguiendo?

No hay únicamente estrategias a corto plazo, sino que hablamos a largo plazo. Esto es una crisis que ya lleva un año con nosotros y no va a terminar pronto, estamos viendo poco a poco la luz conforme van avanzando los procesos de vacunación. La situación sanitaria sigue vigente en todo el mundo, y eso nos obliga a estar reaccionando o anticipándonos a varios cambios como el cierre de fronteras, cambio de conectividad, restricciones y, así es como debemos seguir reaccionando en tiempos de COVID. A mediano plazo estamos trabajando para alcanzar la reactivación total del destino. Llevamos una buena parte, pero no toda.

¿Cuál es el porcentaje de ocupación hotelera en Yucatán?

Estamos registrado entre 20 y 30% de ocupación, no es lo que queremos, no se compara con lo que teníamos, pero es una reactivación gradual.

Valladolid. Es un paraíso colonial ideal para caminar entre antiguas casonas. Foto: Cortesía 

¿Cuáles son los destinos de Yucatán que recomendarías?

Si tuviera que hacer una selección, diría que me iría por Mérida, es una ciudad que combina la tradición milenaria, pero también es una ciudad muy cosmopolita. Mencionaría nuestros cuatro Pueblos Mágicos: Izamal, Valladolid, Maní y Sisal, donde van a encontrar experiencias auténticas, playas preciosas, turismo rural, cocina tradicional y cenotes que vale mucho la pena visitar.

MICHELLE FRIDMAN HIRSCH 
SECRETARIA DE FOMENTO TURÍSTICO DEL ESTADO DE YUCATÁN. Foto: Cortesía 

Por Alby García

avh 

 


Compartir