Mensajes desde Guelatao

Basta con oír hablar a nuestro actual Presidente, para darnos cuenta que el legado de Juárez sigue vigente

Mensajes desde Guelatao
Martha Anaya / Alhajero / Opinión El Heraldo de México

San Pablo Guelatao se lució este 21 de marzo con Andrés Manuel López Obrador. Por supuesto que se rindió homenaje a Benito Juárez en el aniversario de su nacimiento (CCXV), pero las distinciones hacia el actual habitante del Palacio Nacional no se quedaron atrás .Encantadora, sin duda, la disertación de la niña Daniela Yamileth Santiago Martínez.

Momento que llevó al Presidente a no perderse una sola de sus palabras y tener que aguantarse las ganas de abrazarla y plantarle un beso en la mejilla. Palabras, las suyas, que podrían figurar en el texto de un adulto y que, sin embargo, en aquella voz de escasos nueve o diez años, extrañamente se escuchaba fresca y sin imposturas.

Señoras y señores, diría —“con orgullo”— en aquel paraje serrano: “A pesar de que vivimos un México lastimado y corrompido por la ambición de poderes que ha existido durante décadas; estoy convencida que Juárez sigue y seguirá siendo ejemplo, este ejemplo que hoy inspira la necesaria transformación de un régimen presidencial.

“Basta con oír hablar a nuestro actual presidente Andrés Manuel López Obrador de austeridad, honradez, y poner por sobre todo el interés de la patria, para darnos cuenta que su legado sigue vigente”.

Mayor homenaje no podía pedir el tabasqueño. Y como tal lo recibía. “Agradecemos su compromiso por hacer las cosas bien y de manera diferente. Es usted un gran aliado de los pueblos indígenas de México...”, le reconoció poco antes el presidente municipal de Guelatao, Federico Hernández Ramírez.

Pero el mensaje político central —de parte del “pueblo”— vino con Adelfo Regino Montes, director general del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI). Desde “esta sagrada tierra”, advirtió que aún con los nuevos vientos de esperanza de la Cuarta Transformación, ven también con preocupación “las inercias, resistencias y aún más la perversidad” de quienes impusieron durante décadas el fallido régimen neoliberal.

A partir de ahí, Adelfo se lanzó contra aquellos que hoy se oponen a los cambios propuestos por el Presidente en materia energética. Con la fuerza de su poder y su dinero –acusó- pretenden detener el rescate de nuestra soberanía nacional, la recuperación del patrimonio público y la rectoría del Estado mexicano con relación a sus recursos estratégicos como el petróleo y la generación de la energía eléctrica.

En estos últimos días hemos visto cómo han llegado al absurdo de utilizar a magistrados y jueces para tratar de mantener sus intereses particulares, tal como ha sucedido con las impugnaciones a las reformas a la Ley de la Industria Eléctrica, lo cual nos lleva a pensar en un nuevo marco constitucional para la defensa del patrimonio nacional y los territorios de nuestros pueblos.

Regino Montes recordó entonces una carta de Benito Juárez a Maximiliano de Habsburgo:

‘Es dado al hombre, señor, atacar los derechos ajenos, apoderarse de sus bienes, atentar contra la vida de los que defienden su nacionalidad, hacer de sus virtudes un crimen y de los vicios una virtud, pero hay una cosa que está fuera del alcance de la perversidad y es el fallo tremendo de la historia, ella nos juzgará.´

Y, en efecto –retomó el titular del INPI-, la historia habrá de juzgar a estos grupos políticos y económicos que pretenden imponer sus intereses y negocios particulares al supremo bien común de todos los mexicanos.

Luego de recibir tales mensajes, López Obrador lanzó el propio:

“Nuestro país vive hoy una primavera política y social… En esta primavera y en este renacimiento nacional honramos, pues, la memoria del presidente Juárez con acciones concretas y reiterando nuestro lema: Primero los pobres”.

***

GEMAS: Obsequio del Fiscal Electoral, José Agustín Ortiz Pinchetti: “Para que la democracia pueda sobrevivir, se requiere que los que compiten por el poder estén dispuestos a aceptar la derrota en las elecciones”.

Por MARTHA ANAYA
MARTHAMERCEDESA@GMAIL.COM
@MARTHAANAYA

avh 

 

 


Compartir