CHIHUAHUA

Un milagro para el agro chihuahuense

Oscar Ibáñez, presidente de la Junta Central de Agua y Saneamiento de Chihuahua, explicó que los afluentes que nutren a La Boquilla

Foto: Especial
Escrito en NACIONAL el

Las precipitaciones presentadas en el Estado de Chihuahua le han cambiado el rostro a un problema que se había agudizado por la sequía, ya que han bastado dos días de intensas lluvias para abrir la posibilidad de que las cosechas en la entidad se logren.

 La Presa La Boquilla, en el municipio de San Francisco de Conchos, la cual en septiembre del año pasado fue escenario de confrontaciones entre elementos de la Guardia Nacional y productores de la región, los cuales dejaron como saldo una mujer fallecida, ha empezado a captar agua y en los próximos días se tendrá el dato preciso de cuanto subió su nivel, el cual el viernes era de un 18 por ciento.

Oscar Ibáñez, presidente de la Junta Central de Agua y Saneamiento de Chihuahua, explicó que los afluentes que nutren a La Boquilla estarán descargan líquido los próximos días lo que permite anticipar que el nivel subirá de una forma importante.
 
Por su parte el presidente municipal de Camargo, una de las regiones que más depende del agua de la presa, Arturo Zubía, expresó que la lluvia le ha regresado la esperanza a todos los productores, tanto los agrícolas como los ganaderos, ya que el líquido que había en La Boquilla apenas iba a alcanzar para un mes en las condiciones de la semana pasada.

 Añadió que la mejor noticia que han recibido es que el pronóstico de Protección Civil Estatal es que las lluvias seguirán esta semana, lo que permite esperar que haya cosechas que si se logren en la región centro sur de Chihuahua.

FAL