DEFINICIONES

¿Con esa oposición?

La oposición, débil y extraviada. Revisarla ayuda a comprender por qué el presidente López Obrador concentra tal cantidad de poder. Y lo que falta…

OPINIÓN

·
Manuel López San Martín / Definiciones / Opinión El Heraldo de México

El pasado fin de semana se reunieron, por separado, las cúpulas del PAN, MC y PRD. Lo que se vio, ayuda a comprender no solo el poder que el presidente López Obrador concentra, sino el debilitamiento de la oposición, que no alcanza a serlo. El PAN, fracturado en su interior; MC, intentando constituirse en tercera vía, pero supeditado al poder de un solo hombre: Dante Delgado; y el PRD… ¿qué es a estas alturas el PRD? Solo queda el cascarón.

***

El Consejo Nacional panista, entre grillas y choques. Un día antes del encuentro, más de una decena de exgobernadores y exlegisladores, manifestaron su desacuerdo con el presidente del partido Marko Cortés, y la manera en que conduce al PAN. Exmandatarios como Fernando Canales, de NL; Marco Adame, de Morelos; o Carlos Medina Plascencia, de Guanajuato, además del excoordinador en San Lázaro, Juan Carlos Romero Hicks, se dijeron descontentos. 24 horas antes, Cortés regañó en público a cuatro gobernadores emanados de su partido que asistieron al mensaje de AMLO en el Zócalo: Mauricio Vila, de Yucatán; Maru Campos, de Chihuahua; José Rosas Aispuro, de Durango; y Carlos Joaquín González, de Quintana Roo. 

Cortés habló de “unidad”, pero la palabra quedó solo en saliva. Los panistas están divididos. 

***

MC parece hacer mejor las cosas. Por lo menos, tiene más perfiles competitivos, de cara a 2024, que el PAN, que mantiene en el autoexiliado Ricardo Anaya, a su aspirante mejor posicionado; el PRD, donde ya no queda casi nadie, y el PRI, cuyos cuadros están plegados a la 4T. Los naranjas traen, marcando en las encuestas, a Enrique AlfaroSamuel García Luis Donaldo Colosio. Pero por encima de ellos, está el patriarca, el dueño del partido. El sábado, García dijo que “MC no permite mesías ni faraones” sin notar, quizá, que Dante Delgado se ha puesto y quitado una y otra vez de la dirigencia.

¿Cómo jugará MC en 2024? ¿Solo? ¿Acompañado? No sabemos. Seguramente no ganará, pero con sus cuadros puede inclinar la balanza de la oposición. 

*** 

Lo del PRD pasó de lo trágico a lo cómico. En el intento de sobrevivencia, aliado con PAN y PRI, se desdibujó. Es curioso, eso sí, que pese a mantener ese Frankenstein electoral, el sábado, su presidente, Jesús Zambrano, culpó al Pacto por México –que compartieron, precisamente con PAN y PRI-, por la pérdida de identidad. Años después, siguen de la mano con quienes firmaron ese Pacto en tiempos de Peña Nieto

***

 ¿Y el PRI? Extraviado. Dice que es aliado de PAN y PRD, pero esa unión hace agua. Para muestra un botón: la semana pasada se votó en el Senado la llegada de Victoria Rodríguez Ceja, a Banxico. La propuesta del presidente tuvo votos en contra del PAN, aunque el PRD votó a favor… ¿y el PRI? Sus 10 votos fueron en abstención.

Se desdibuja. Sus gobernadores están plegados a López Obrador, de Alejandro Murat en Oaxaca, a Alfredo Del Mazo en el Edomex. Están tan cerca de la 4T que es difícil ver la diferencia. Y si hablamos de exmandatarios: Quirino Ordaz de Sinaloa, Claudia Pavlovich de Sonora, o Carlos Miguel Aysa de Campeche, pronto estarán en los brazos presidenciales. Más los que se acumulen.

Esa es la oposición que no alcanza a serlo.

POR MANUEL LÓPEZ SAN MARTÍN
M.LOPEZSANMARTIN@GMAIL.COM
@MLOPEZSANMARTIN

PAL