#RUTA 2021, AMLO VS. INE

López Obrador sabe que la mañanera es un instrumento para mantener su dominio

#RUTA 2021, AMLO VS. INE
Alejandro Cacho / Touché / Opinión El Heraldo De México

Estamos viendo un nuevo round en las diferencias del presidente Andrés Manuel López Obrador contra el Instituto Nacional Electoral. No es el primero, ni será el último. Parece que será, como se dice en la lucha libre, sin límite de tiempo.

Era de esperarse que la conferencia mañanera sería una de las principales diferencias del Presidente y con la autoridad electoral.

Fue una jugada genial de López Obrador instaurar las conferencias mañaneras cuando fue jefe de Gobierno del Distrito Federal. En ese entonces eran a las seis de la mañana y marcaba la agenda mediática. Era un dolor de cabeza para el entonces presidente, Vicente Fox. Se convirtieron en su principal instrumento de comunicación y era de esperarse que continuaría con ellas una vez que se convirtió en Presidente de México.

Ahora que se acercan las trascendentales elecciones intermedias, López Obrador sabe que su conferencia mañanera es un instrumento importantísimo para mantener o aumentar su dominio en el Congreso y en los estados.

Para el doctor Luis Estrada, director de Spin (Taller de Comunicación Política), asegura que las conferencias mañaneras de López Obrador podrían estar sobrevaloradas. La versión oficial asegura que millones de personas siguen todos los días lo que dice el presidente en las mañaneras. Sin embargo, nunca han mostrado datos duros, confiables, verificables. El doctor Luis Estrada dice, por ejemplo, que apenas 10 por ciento de los seguidores del presidente en Facebook la ven. Es decir, AMLO tiene poco más de siete millones de seguidores y el rating de las conferencias es de 700 mil personas en promedio. Ese es un dato duro, comprobable, incuestionable.

Quienes por deformación profesional seguimos esas conferencias nos percatamos de que, efectivamente, sus views en Twitter han bajado considerablemente.

Fue el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación quien le puso el cascabel al gato. Determinó que el INE debe pronunciase y definir las medidas cautelares en torno a las conferencias matutinas del Presidente. Sin embargo, fue el propio TEPJF quien echó abajo las medidas cautelares emitidas INE donde ordenó que el presidente López Obrador se abstenga de emitir declaraciones de índole electoral, utilizar los espacios de comunicación oficial o aprovechar las funciones inherentes a su cargo para favorecer o perjudicar a partidos o candidatos.

El 29 de mayo pasado, López Obrador estuvo de acuerdo en suspender la transmisión de sus conferencias previo a las elecciones locales en Hidalgo y Coahuila. Incluso, durante el proceso previo a la revocación de mandato. Dijo que confiaba en el pueblo, porque está muy consciente, muy despierto, muy avispado. ¿Por qué ahora se opone? Recordemos que no se trata de una concesión presidencial, sino de respetar lo manda la Constitución.

POR ALEJANDRO CACHO
CACHOPERIODISTA@GMAIL.COM
@CACHOPERIODISTA

 


Compartir