EL PADRE MURIÓ

Le dan 15 años de prisión: Madre que daba a sus hijos a comer jabón fue sentenciada

La pareja hizo pasar tanta hambre a los niños que soportaban caminatas kilométricas para buscar comida en los botes de basura.

MUNDO

·
Los padres escribieron cartas falsas de los niños diciendo: "Lo sentimos, dijimos mentiras"Créditos: Especial

Cheryl Pickles, de 35 años, y Andrew Hadwin, de 39, cometieron repugnantes actos en contra de sus dos pequeños hijos a quienes los obligaron infinidad de veces a buscar comida en los contenedores de los supermercado, incluso en una ocasión los obligaron a comer jabón para alimentarse, pero los abusos terminaron cuando fueron descubiertos y arrestados.

La cruel pareja, originaria de Durham, Inglaterra, Reino Unido también encerraba a los niños en armarios y los obligaba a tomar baños con agua hirviendo. La pareja hizo pasar tanta hambre a los niños que soportaban caminatas kilométricas para buscar comida en los botes de basura.

Los padres obligaban a los niños a mirarlos mientras ellos comían. Fueron tantas las atrocidades que como resultado del vil abuso, los niños sufrieron heridas dolorosas, uno de ellos quedó con heridas graves que podrían limitar su vida.

La pareja también los obligaba a bañarse con agua hirviendo

Escribieron cartas falsas

Cuando finalmente se descubrió el abuso, en 2018, después de que uno de los niños le contó a un adulto lo que estaba sucediendo, la malvada pareja tramó un plan enfermizo para ocultar sus huellas. Pickles y Hadwin escribieron cartas falsas de los niños diciendo: "Lo sentimos, dijimos mentiras".

La policía de Durham dudó de las cartas desde un inicio por lo que comenzaron con una investigación, fue un experto en escritura quien desacreditó las notas falsas y descubrió que en realidad habían sido escritas en un cuaderno encontrado en la casa de la pareja.

No hubo más dudas y los padres fueron inmediatamente arrestados mientras concluía la investigación. La mamá de los menores lleva 5 años encarcelada después de haber sido declarada culpable de cinco cargos de crueldad infantil y uno de pervertir el curso de la justicia y ahora ha sido sentenciada a 15 años de prisión.

La madre fue sentenciada después de 5 años

Por otra parte, el padre de los niños, que también permanecía en la cárcel debía ser sentenciado hoy, sin embargo, fue encontrado muerto en su celda de prisión el pasado 2 de febrero, el sujeto fue declarado culpable de tres cargos de violación, siete cargos de negligencia y un cargo de pervertir el curso de la justicia, pero absuelto de actividad sexual con un niño.

SIGUE LEYENDO

“Estoy llena de sangre”, una mujer narra el ataque ruso a su edificio en Ucrania

Vivieron para contarlo: un rayó golpeó a dos hermanitos que jugaban bajo una tormenta eléctrica

Fue al hospital por una operación de útero, pero terminaron amputándole un brazo ¿Qué ocurrió?