LIMPIEZA DEL HOGAR

Respira profundo antes de conocer el truco infalible para limpiar el filtro del aire acondicionado

El procedimiento no requiere de un profesional o técnico y puede dejar el artefacto realmente como nuevo. Dedica unos minutos de tu tiempo a limpiar el electrodoméstico, con la ayuda de 5 elementos.

ESTILO DE VIDA

·
Aire acondicionado con filtros impecables.Fuente: Freepik.es

Con el calor intenso que transita el hemisferio norte, muchas personas hacen un uso más frecuente del aire acondicionado y ventiladores. Estos artefactos suelen estar encendidos durante muchas horas y pueden acumular suciedad más rápido de lo que se cree.

Frente a esta situación, esta época del año es la que más demanda de trabajo presenta para los técnicos de aires acondicionados. Este tipo de artefacto requiere cierto mantenimiento y limpieza para alargar su vida útil. Pero existe un procedimiento casero que tal vez muchas personas desconocen y que deja reluciente el aparato.

Para ejecutarlo no se necesitan productos específicos ni costosos, solo hacen falta algunos elementos que seguro tienes en casa. Aprende a quitar la suciedad más densa de tu electrodoméstico en sencillos pasos, y elimina el polvo y los olores para siempre.

Muchas personas desconocen la simplicidad del procedimiento para limpiar el artefacto. Fuente: Freepik.es

 

¿Cómo limpiar el filtro de un aire acondicionado con aspiradora y jabón lavavajillas?

El procedimiento es bastante sencillo, solo tienes que dedicarle unos minutos de tu día para que quede realmente impecable y renovado. Los elementos que necesitas son:

  • Aspiradora (de mano, para mejor alcance)
  • Esponja
  • Jabón lavavajillas
  • Paño limpio
  • Agua del grifo

 

 

Pasos para dejar el aire acondicionado como nuevo

  1. Lo primero que debes hacer es levantar la cubierta protectora del artefacto y quitar los filtros
  2. Luego debes pasar la aspiradora por el aire acondicionado, asegurándote de quitar el polvo y otras partículas adheridas 
  3. El paso siguiente será colocar un poco de jabón lavavajillas en la esponja, apretar para hacer espuma y frotarla sobre los filtros que quitaste en el primer paso
  4. Enjuaga estos objetos bajo el chorro de agua del grifo
  5. Sécalos bien con un paño limpio y luego vuelve a introducirlos en el electrodoméstico