¿Cómo deben cuidarse las parejas durante la pandemia del COVID-19?

Aunque se ha mencionado muchas veces, aún quedan dudas en el aire sobre la intimidad en estos tiempos de pandemia

¿Cómo deben cuidarse las parejas durante la pandemia del COVID-19?
Las parejas deben extremar precauciones, sin importar si viven juntos o no. Foto: Especial

A la entrada del otoño, el mundo comenzó a vivir un repunte en los contagios de COVID-19, tal y como las autoridades lo pronosticaron. Particularmente en México, se atraviesa una situación delicada, pues dos estados se encuentran en color rojo del semáforo epidemiológico (Chihuahua y Durango), mientras que sólo tenemos uno en verde (Campeche).  En la Ciudad de México se mantiene el naranja, pero al límite.

Ante este panorama se han establecido algunas normas, como la ley seca, para desalentar reuniones y con ello se minimice el número de contagios y hospitalizaciones. 

Asimismo se ha solicitado a la población no bajar la guardia con las recomendaciones pana no contagiarse del nuevo coronavirus. Sin embargo, ¿esto también aplicará con las parejas, quienes tienen un contacto frecuente?

Cuando se emitió la cuarentena se recomendó una abstinencia casi total, pero en esta ocasión no es el mismo escenario. ¿Cómo se deben comportar ante un latente riesgo de contagio?

¿Cómo nos podemos cuidar mi pareja y yo?

Para empezar, se tiene que establecer el tipo de pareja. Si viven juntos o separados. De eso también dependerán muchas cosas.

Viven separados: En este caso la pareja debe mantener su sana distancia a la hora de la intimidad, por lo menos hasta que las cosas mejoren. Recuerden que la cuarentena duró, pero no fue eterna. Todo sea por la salud y esta es una verdadera muerta de amor.

Viven juntos: En este caso el panorama cambia un poco: deben extremar precauciones con el sanitizante, cubrebocas y gel antibacterial todo el tiempo. Sobre todo si alguno de los dos ya no hace el mencionado home office y ya se incorporó a su centro de trabajo.

Uno de los dos ya tuvo COVID-19: En este caso deben esperar el tiempo suficiente, pues aunque no haya presencia de síntomas (asintomático), puede poner en riesgo a su pareja. Incluso ya recuperada una persona puede contagiar a otras por, al menos, dos semanas. 

Es necesario esperar, cuando se haya recuperado, por lo menos un mes y hacerse las pruebas correspondientes para asegurarse de que están libres del virus.


Compartir