ESPECTÁCULOS

Kevin Federline cuestiona la credibilidad de su ex esposa Britney Spears; esto fue lo que dijo

El ex esposo de Britney Spears, Kevin Federlines dio una declaración en apoyo a la cantante, pero cree que si es mentira lo que dice podrá ser perjudicial para la poca custodia que le queda de sus hijos

Foto: Especial
Escrito en ESPECTÁCULOS el

Si hay alguien que tuvo un gran protagonismo en el colapso nervioso que sufrió Britney Spears en 2007, fue sin duda, su ex esposo Kevin Federline. Debido al comportamiento errático que había tenido Britney, se enfrentó a una batalla de custodia por sus hijos luego de que se la pareja se separa. La desesperación al perder a sus hijos fue lo que llevó a Britney Spears a que estallara.

Cuando se recuperó Britney Spears solamente obtuvo el 30 por ciento de la custodia, mientras que Kevin el 70 por ciento. Ahora Federline ha emitido una declaración sobre la tutela de Britney, pero que también involucra el asunto de la custodia de sus hijos. Estuvieron casados entre 2004 y 2007 y comparten a Sean Preston, de 15 años, y Jayden James, de 14.

A través de su abogado, Mark Vincent Kaplan, el ex marido de Britney, Kevin Federline de 43 años, hizo una declaración a su nombre.

“Lo mejor sería que su mamá estuviera sana y feliz. Y si alguna de esas cosas que dijo no es cierta, no proporciona el mejor escenario para que se ejerza la custodia ", dijo Kaplan. “[Kevin] ciertamente respeta a Britney y solo espera lo mejor para ella porque cuando se logra lo mejor para ella, es lo mejor para sus hijos. Los niños aman a su madre y él quiere que haya una relación sana y sólida ".

Añadió que “Britney no ha sido bien atendida por la tutela y no es consistente con lo que ella quiere. Creo que debería poder desafiar eso. Y si es lo mejor para ella, Kevin lo apoya. Si es fuerte y saludable y quiere tener el control de su propia vida, y puede hacerlo de una manera razonable y responsable, entonces más poder para ella ".

Kaplan dijo que quieren ver "si está bien", refiriéndose a su salud mental.

"Si fuera necesario, tenemos que preocuparnos por si ella está bien", dijo. “Y si ya no es necesario, también es genial. Solo quiero asegurarme de que todas las consideraciones, cómo le está yendo, se tengan en cuenta si busca cambiar la orden de custodia en la la audiencia posterior, si es que alguna vez llega ".

AV