¡No más rozaduras! ¿Cuál es la altura PERFECTA que debe tener el asiento de mi bicicleta?

La razón por las que tienes dolores musculares es casi siempre a una mala posición del asiento

¡No más rozaduras! ¿Cuál es la altura PERFECTA que debe tener el asiento de mi bicicleta?
Coloca el asiento correctamente para evitar lesiones. Foto: Especial / PEXELS

En algún momento de tu vida, has tenido recorridos demasiado largos en bicicleta, afirmando que el trayecto que hiciste fue mortal, razón por la que no solo te duelen las piernas, la espalda y los brazos, sin embargo, todos estos dolores, son consecuencia de una mala posición del asiento de tu vehículo de dos ruedas.

Sí, tal como lo lees, una mala posición del asiento ocasionará que tengas estos dolores y que no aproveches la fuerza de pedaleo de tu bici, ya que esta totalmente incómoda, que incluso podrías lesionarte.

Por ello, a continuación te revelaremos el secreto y las medidas que tienes que sacar para tener el asiento de tu bici en la altura perfecta y dejes de lidiar con esos dolores.

¿Cómo ajustar la altura del asiento de mi bicicleta?

A través de la cuenta de Instagram de La Bicicletería VZLA (@labicicleteriavzla), revela junto al ciclista José María López la medida perfecta que debes colocar el asiento de tu bicicleta, midiento la distancia que hay entre el suelo y tu entrepierna.

Para ello, debes recargarte en una pared, y sin zapatos, debes colocar tus talones apoyados en ella, mientras colocas un libro entre tus piernas; esta sería una primera medidas. Con un flexómetro, mide la distancia que hay entre el piso y tu entrepierna. 

Después, multiplica ese número por 0.88, esto porque, de acuerdo con algunos estudios biomecánicos, la altura correcta del asiento es del 88 por ciento de la altura de tu entrepierna, es decir, que si la altura que hay entre el suelo y tu entrepierna es de 100 centímetros, la altura ideal sería de 88 centímetros de altura.

Ahora, mide la distancia que hay entre el eje de pedaleo, hasta el punto más alto del asiento, siguiendo una línea recta hasta llegar a la medida. 

Listo, despídete de aquellos dolores y aprovecha la máxima potencia de tu bicicleta al pedalear y recuerda siempre usar un casco de protección.

DRV


 

 

 


Compartir