INFERTILIDAD

¡Cuidado! Descubren compuesto usado en la fabricación de plástico que puede causar infertilidad

La sustancia detectada por un estudio encabezado por Mónica Colaiácovo, especialista de la Escuela de Medicina de Harvard, puede generar problemas de fertilidad tanto en los hombres como en las mujeres

TENDENCIAS

·
Año con año en promedio se producen 4 millones de toneladas de dietil ftalato en la fabricación de plásticos. FOTO: ESPECIAL

Por años, prácticamente desde el inicio de la industrialización, los productos plásticos han estado presentes en nuestra vida diaria desde productos como envases, herramientas, cosméticos, bolsas y hasta juguetes, el uso de este material se ha vuelto indispensable hoy en día.

Poco lo saben pero para la fabricación del plástico se utiliza el dietil ftalato (DEHP, por sus siglas en inglés), el cual es líquido implementado para darles flexibilidad a los productos plásticos, sin embargo, dicha sustancia puede causar problemas de fertilidad, tanto en hombres como mujeres, según un artículo publicado en la revista PLoS Genetics.

Según el estudio encabezado por Mónica Colaiácovo, especialista de la Escuela de Medicina de Harvard, este compuesto puede generar problemas de fertilidad al ocasionar numerosas fracturas en el ADN durante la producción de óvulos, además de que interfiere en el sistema de reparación de esas rupturas.

Según los expertos el DEHP interfiere con los cromosomas, “alterando la cromatina, según lo indica la longitud incrementada de una estructura en los cromosomas durante la producción de óvulos y esperma”, así lo ha señalado la autora del estudio.

¿Qué productos contienen dietil ftalato?

Año con año en promedio se producen 4 millones de toneladas de este compuesto en la fabricación de plásticos, por lo que está presente prácticamente en todos los productos elaborados con este material como: envases, herramientas, cosméticos, insecticidas, la aspirina y juguetes.

Hasta antes de este estudio no se había determinado la forma en que el DEHP tiene efectos dañinos, sin embargo, desde hace años diversas agencias federales y estatales de los Estados Unidos, limitaron el uso del DEHP así como otros ftalatos en los juguetes, los envases de alimentos, el agua potable y otros artículos.

Sin embargo, a pesar de estas limitantes impuestas todavía se puede hallar dicha sustancia en otros productos de uso diario como instrumentos médicos, prendas impermeables o champús.

El estudio encontró que la exposición al DEHP aumenta los niveles de ruptura en la cadena doble del ácido desoxirribonucleico (ADN) e interfiere en la capacidad de reparar esas fracturas de manera adecuada, anormalidad que en los humanos causa más del 35 % de los abortos espontáneos y el 4 % de partos de feto muerto, así como infertilidad y condiciones como el síndrome de Down.

Es por ello que expertos como la doctora Mónica Colaiácovo han enfatizado la necesidad de disminuir el uso de esta sustancia muy común en la fabricación de plásticos, por lo que es de vital importancia hallar sustitutos alternativos y más seguros.