¿Sabes lo que comes? Estos ALIMENTOS no son lo que dice su etiqueta

A veces los productos presentan etiquetas que no dicen los ingredientes reales que contienen los alimentos

¿Sabes lo que comes? Estos ALIMENTOS no son lo que dice su etiqueta
En marzo de 2019 otro caso que llamó la atención fue el de los atunes. Foto: Pixabay

Recientemente se dio a conocer una medida por parte de la Secretaría de Economía para suspender la venta de al menos 19 marcas de queso y yogurt natural. Esto al considerar que la información que proporcionan estos alimentos a los consumidores en sus etiquetas, es falsa.

En un comunicado la Secretaría aclaró que estás marcas no cumplen con las Normas Oficiales Mexicanas y, por ello, su comercialización se ha llevado a cabo “en perjuicio y con información que puede inducir al engaño de los consumidores”.

Luego de esta polémica, los usuarios en las redes sociales pusieron el tema en tendencia, pero no es la primera vez que a través de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) se sabe que algunos alimentos no son precisamente lo que dicen ser. 

El atún de soya

En marzo de 2019 otro caso que llamó la atención fue el de los atunes, y es que la Profeco realizó un estudio de calidad a diversas marcas y encontró que 18 de las 57 analizadas contenían soya, sin que se precisará al consumidor la cantidad de la misma en el etiquetado del producto.

En una de las presentaciones analizadas se encontró hasta 62 por ciento de soya en lugar de atún. Foto: Pixabay

Jamón engañoso

En un estudio realizado este año, también se expusieron a las marcas de embutidos que no cumplen con lo que se supone deberían contener entre sus ingredientes, ya que ofrecen componentes diferentes a lo que se muestra en sus etiquetas

Se realizó un estudio a 44 marcas de jamón, muchas de las cuales tenían fécula o almidones que no corresponden al alimento, o contenían alguna carne de otro tipo, como pollo en lugar de pavo o cerdo. 

El caso de la leche 

Otro de los estudios de Profeco que causó polémica fue el de las leches que no son leches, ya que la procuraduría descubrió que están elaboradas con fórmulas lácteas combinadas con grasa vegetal y vitaminas.

Leyenda

Salchichas y embutidos

En agosto de 2020 también se analizaron las salchichas y el chorizo, un alimento muy utilizado en la cocina mexicana. El estudio arrojó que muchos de estos productos registran alto contenido de agua y almidón.

En el caso de las salchichas, se descubrió que algunas tienen entre sus ingredientes vísceras o piel de pollo, cerdo o pavo. 

Otro ejemplo es el queso de puerco, que está hecho de cabeza de cerdo cocida en salmuera, lo que lo vuelve alto en sodio, también contiene colágeno presente en los huesos y cartílagos de la cabeza de cerdo.  

A través de los estudios que se realizan a diversos alimentos, se han detectado casos de productos que además contienen exceso de azúcar o no son tan sanos como se supone deberían ser, por eso se recomienda analizar con cuidado lo que se vaya a adquirir, ya que muchas veces no sabemos lo que realmente estamos comiendo. 


Compartir