COLUMNA INVITADA

La Computación Cognitiva y su llegada para revolucionar la tecnología

Sin duda llegará el momento en que esta frontera entre lo humano y lo computacional queden plenamente unidos

OPINIÓN

·
Javier López Casarín / Colaborador / Opinión El Heraldo de México

El salto tecnológico que nos espera en la próxima década ha empezado hoy, y las compañías deben empezar a familiarizarse con la computación cognitiva o cognitive computing, y en qué se diferencia y asemeja a los otros conceptos.

La computación cognitiva se refiere a plataformas tecnológicas que, a grandes rasgos, se basan en las disciplinas científicas de inteligencia artificial y procesamiento de señales. Es decir, es la simulación de procesos de pensamiento humano en un modelo computarizado. Implica sistemas de autoaprendizaje que utilizan la minería de datos, el reconocimiento de patrones y el procesamiento del lenguaje natural para imitar el funcionamiento del cerebro humano.

El objetivo de la computación cognitiva es crear sistemas informáticos automatizados que sean capaces de resolver problemas sin necesidad de asistencia humana.

EL INICIO DE TODO, IBM WATSON

En 2011 IBM presentó a Watson, el primer ordenador basado en cognitive computing, al famoso programa televisivo Jeopardy, uno de los más complicados del mundo.

El reto de este ordenador no solo era conocer las respuestas para cualquier pregunta, sino además ser capaz de captar cosas tan humanas como la ironía, el sarcasmo, la metáfora, los giros lingüísticos y el sentido del humor. Watson ganó el concurso de manera aplastante poniendo al descubierto el nuevo mundo basado en el big data.

¿CUÁLES SON LOS COMPONENTES DE SU ECOSISTEMA?

La computación cognitiva es capaz de aprender tomando como pilar la interacción que tenemos con los datos, convirtiéndose en una máquina capaz de procesar, analizar y comprender información en campos tan dispares como la literatura, la medicina o el arte.  Esta tecnología logra imitar el funcionamiento del cerebro humano para ejecutar y reconocer comandos de voz, no solo por palabras, sino por su tono.

Esta disciplina va mucho más allá de los bots conversacionales. Busca mejorar la toma de decisiones a través de potentes procesos de hardware-software que replican las funciones del cerebro humano en cuanto a:

  • Aprendizaje
  • Comunicación
  • Razonamiento
  • Proceso de estímulos

Tiene sus bases en distintos recursos provenientes de la IA, además se apoya en tecnologías auxiliares para llevar sus procesos al máximo nivel de rendimiento y eficacia y posee los siguientes componentes:

  1. Chatbots
  2. Discovery
  3. Image
  4. Voice
  5. Sentiment
  6. Personality
  7. Blockchain
  8. Internet of the things
  9. Big Data
  10. Robotics Process Automation

LAS PRINCIPALES PLATAFORMAS DE COMPUTACIÓN COGNITIVA

  • Amazon Web Services: posiblemente la más grande de todas y de la que han nacido servicios como Alexa, el asistente de voz de Amazon.
  • Google Cloud: indicado especialmente para el tratamiento y reconocimiento de voz, manejo de textos y tratamiento de imágenes.
  • IBM Watson: basado en el sistema original, ofrece el reconocimiento visual de personas, conversación, traducción de texto y reconocimiento de tono de voz.
  • Microsoft Cognitive Services: basado en la visión, habla, conocimiento y búsqueda de soluciones.

En las empresas hay muchas formas de aplicar el cognitive computing y dependerá del giro de cada una.

Sin duda llegará el momento en que esta frontera entre lo humano y lo computacional queden plenamente unidos.

Hoy en día ya se comienza a hablar de la “computación afectiva”, y quizá algún día surja la “computación existencial”, pero está claro que la computación cognitiva ya es por si sola una gran noticia para la humanidad, porque inaugura una nueva etapa donde la IA esta llamada a ser una aliada para hacer un mundo mejor.

POR JAVIER LÓPEZ CASARÍN
EXPERTO EN INNOVACIÓN

CAR