Vacunas e inundaciones: politizar la desgracia

El propio Canciller Ebrard ha dicho que el escenario más positivo es que las inoculaciones lleguen en diciembre de éste fatídico 2020. Y en el más negativo se considera que estén listas para el primer trimestre del 2021

Vacunas e inundaciones: politizar la desgracia
José Luis Camacho Acevedo / Escenarios Nacionales / Opinión El Heraldo de México

Los hombres no son nada, los principios lo son todo. 

Benito Juárez, ex presidente de México. 

 

Sin duda el hecho de que el Canciller Marcelo Ebrard esté llevando a cabo el proceso de la compra de las vacunas contra el Covid-19 con un extremo cuidado, tanto en lo que será la logística de su aplicación en su momento, como en la transparencia de la compra de estas, causa una reacción política entre quienes son sus adversarios gratuitos.

La llegada de las inyectas está anunciada por los laboratorios que trabajan en su elaboración para los meses iniciales del año.

El propio Canciller Ebrard ha dicho que el escenario más positivo es que las inoculaciones lleguen en diciembre de éste fatídico 2020. Y en el más negativo se considera que estén listas para el primer trimestre del 2021.

Sin embargo, algunos laboratorios como Pfizer están anunciando el avance de su periodo de pruebas al que consideran exitoso.

Y ello presagia que las vacunas pronto estarán en esa fase en nuestro país.

La consecuencia es que de inmediato se ha establecido una inconveniente reyerta que mezcla lo político con lo científico.

Pero Ebrard se ha mantenido con la discreción personal con respecto al encargo que le hizo el presidente López Obrador y con ello está demostrándole una vez más al primer mandatario su lealtad a prueba de ambiciones personales.

Veamos otro caso de una politización absurda

Y en el de la tragedia ocurrida en Tabasco por las inundaciones provocadas por el mal manejo de la CFE en el desfogue de la Presa Peñitas.

El gobernador Adán Augusto López Hernández, sostuvo que el director del organismo, Manuel Bartlett Díaz, esconde con "cinismo" la irresponsabilidad con la que se actuó en el manejo de la Presa Peñitas y que inundó a tres municipios del estado.

Las redes sociales dieron cuenta de la inconformidad del mandatario tabasqueño porque la empresa desfogó "criminalmente" la hidroeléctrica a más de mil 500 metros cúbicos por segundo, a sabiendas de las consecuencias que traería para la planicie tabasqueña.

Bartlett, quien sigue siendo una piedra en el zapato del presidente López Obrador, calificó al gobernador tabasqueño de torpe. 

Dijo el insostenible director de la CFE que le "da risa" la intención de López Hernández de demandarlo.

La tragedia que tiene en la zozobra a cientos de familias de municipios como Villahermosa, y para muestra patética están las condiciones en las que, hasta el momento de escribir estas notas, tratan de sobrevivir los habitantes de la colonia La Gaviota en la mencionada capital del estado, no es un asunto de debate entre políticos.

Y, sin embargo, la tragedia se politiza.

Y mientras ello ocurre, los afectados por el siniestro esperan que llegue la ayuda humanitaria, no solamente para superar la contingencia que los mantiene en condiciones infrahumanas, sino para poder recuperar su ya de por sí deplorable condición de vida. 

El absurdo debate entre ambos políticos, Bartlett y el mandatario tabasqueño, llegó a puntos críticos al grado de que Adán Augusto López le dijo al director de la CFE: "Señor Bartlett eso no se llama torpeza, se llama irresponsabilidad y negligencia criminal. A confesión de parte relevo de prueba".

Y los partidos políticos aprovecharon el absurdo en convertir en política una situación de grave afectación a seres humanos, como fue el siguiente caso:

La coordinadora del opositor PRD (Partido de la Revolución Democrática) en la Cámara de Diputados, Verónica Juárez Piña, dijo que, por su participación en la mala planeación del desfogue de la Presa Peñitas en Tabasco, Bartlett “debe ser destituido de inmediato e investigado para deslindar responsabilidades y establecer las sanciones correspondientes”.

"Las lluvias y las decisiones equivocadas e irresponsables en el manejo de la presa por parte de CFE han dejado como saldo, hasta el momento, al menos cinco muertos, 148,000 personas afectadas, y 35,982 viviendas inundadas en 13 de los 17 municipios de Tabasco”, destacó la diputada.”

Lamentable que se politicen las desgracias en un país como el nuestro urgido de unidad ante las tragedias que vive.

Las mini conjuras contra AMLO fracasan

Cuando la semana pasada se dio a conocer que la Cámara de Diputados había aprobado el presupuesto de egresos de la Federación para el ejercicio 2021, de inmediato los grupos antilopezobradoristas pusieron el grito en el cielo argumentando que había inequidades y fallas en la formulación de dicho proyecto.

Quienes más protestaron, como era de esperarse, fueron los cabecillas de los gobernadores llamados Aliancistas, como Enrique Alfaro de Jalisco y Javier Corral de Chihuahua, quienes esperaban que, por ser las confrontacioncitas más abiertos del primer mandatario, recibirían mayores recursos de los que les corresponden para que se apaciguaran.

Pero se ve que el político de Macuspana sigue sin dejarse intimidar por las posiciones “amenazadoras y radicales” de grupos minoritarios como Sí por México, Frenaa o los Aliancistas.

Las estrategias desestabilizadoras de los ultras son prácticamente las mismas desde que en México se dieron escaladas como las de los rumores propalados por esas organizaciones.

Siempre fueron bien identificados los propagadores del rumor del “golpe de estado” contra el entonces presidente Luis Echeverría.

Y todo quedó en eso, en un rumor.

Y ahora salen del oscurantismo que caracterizó antaño a la ultraderecha, salen a la luz para aprovechar las grandes posibilidades de difusión que ofrecen las redes sociales y plantearse como “oposiciones reales” al gobierno en turno.

Se ha observado que López Obrador es un político que aguanta con firmeza y responde a tiempo a las agresiones infundadas que le hacen esos grupos.

Un ejemplo de ello es el caso de Jalisco.

Después de soportar toda clase de bravuconerías de Enrique Alfaro, quien en lo personal o escudándose en el grupo Aliancista de gobernadores, le ha dicho al tabasqueño, por lo menos, que es un populista y un autoritario.

Pero de Jalisco llega la reproducción de un comentario que hacen en la publicación Marca textos que dice lo siguiente:

¡Por fin el presidente Andrés Manuel López Obrador volteó a ver a Jalisco…!

Sin embargo, fue para: 

1. Anunciar que la semana próxima dará “pelos y señales” de los recursos que su gobierno le ha entregado a Jalisco, contra lo declarado por el gobernador Enrique Alfaro de que se le recortaron los apoyos. 

2. Rechazar las acusaciones de Alfaro Ramírez respecto a que desde Morena se pagan millones de pesos para desacreditar a su gobierno. 

3. Desmentir al Ejecutivo estatal de que desde “los sótanos del poder” de la Ciudad de México se organizó la marcha en su contra el pasado 4 de junio

Firmada el 13 de noviembre por el aguerrido periodista Julio Cesar Hernández la publicación continúa su análisis de con los siguientes señalamientos:

De entrada, López Obrador declaró que son falsas las afirmaciones del gobernador Alfaro en el sentido de que su gobierno le regatea recursos al suyo. Y anunció: “Voy a informar la semana próxima sobre cuántos recursos se están destinando al pueblo de Jalisco y qué se va a hacer el año próximo en Jalisco (…); voy a informar de todo lo que se está invirtiendo (…)”.

Cuestionado sobre la acusación de Alfaro a los morenistas de estar gastando millones de pesos para desprestigiar a su gobierno en las redes sociales, López Obrador sacó a colación que en su reciente visita Alfaro le entregó una carpeta con los nombres de quienes presuntamente desde su gobierno alentaron la marcha en su contra que terminó en desmanes y violencia aquel jueves 4 de junio durante la protesta por el asesinato de Giovanni López.

Reveló que en esa carpeta -que dijo que él no vio su contenido sino su coordinador de ayudantes- aparecía el nombre de su vocero, Jesús Ramírez, como el orquestador de la campaña y que en segundo lugar estaba el nombre de Jeny, de quien dijo que es la que le toma las fotografías y videos en Palacio Nacional y que “es un alma de Dios, es incapaz”. Contó que luego le regresó dicha carpeta a Alfaro y que le dijo: “Te traigo esto para que revises quién te está entregando esta información…”

Reiteró que, efectivamente, tiene diferencias con Enrique Alfaro “porque no estamos de acuerdo en algunos temas”, pero aclaró que “no hay nada personal, es una postura… Él pertenece a ese bloque de conservadores” refirió.

Vale la pena recordar la sentencia de los liberales juaristas que decía que los conservadores son como los murciélagos, enemigos que solo atacan al amparo de la oscuridad.

Pero hoy, gracias a las benditas redes sociales, ya es imposible tratar de tapar el sol con un dedo.

Sabina- Ackerman: decisión salomónica 

El pleito entre los conductores de un programa estelar en Canal 11: John Ackerman y Sabina Berman hubiera quedado entre particulares si ellos mismos no lo hubieran ventilado públicamente. 

Primero inicio Ackerman al cuestionar la presencia de Sabina en la mesa de análisis de Carmen Aristegui y cuestionar su afinidad con la llamada Cuarta Transformación, que la propia Berman refutó en su nuevo espacio señalando que el proyecto de Andrés Manuel López Obrador no le pertenece a nadie en específico, porque el tabasqueño es el presidente de todo México

Es lamentable y no se cuestiona el actuar de Ackerman al ignorar su compañera de programa, y fue tan evidente que tuvo que salir el secretario de Educación, Esteban Moctezuma a dirimir entre los involucrados.

En el caso del programa John & Sabina, ella relata que, en el transcurso del último año, John Ackerman había estado realizando acciones cada vez más opresivas. “Yo acudí a Canal 11 para decirles 'oigan, esto ha llegado a extremos muy graves, John ya no me deja hablar, se apoderó de la conducción editorial del programa. Ya no puedo opinar sobre a quién invitamos ni sobre los temas que tratamos’”, relató Berman.

También recordó que los directivos del canal le dijeron que la respaldarían. Supuestamente iban a hablar con Ackerman para recordarle que el espacio estaba conducido por los dos y que él no tenía la dirección única del diálogo, que ésta era compartida.

Sin embargo, la noticia ha tomado tal relevancia y la misma Sabina lo reconoció en su mesa de análisis del viernes pasado con Aristegui, que se les salió de las manos, entonces el Canal Once optó por una solución salomónica como era de esperarse. 

Pero Berman continúa utilizando el conflicto mediático a su favor. 

Miscelánea 

1.- El líder nacional de Morena, Mario Delgado jamás tomó en cuenta la presunta candidatura de Ricardo Gallardo para gobernador en San Luis Potosí. El dirigente morenista conoce perfectamente los antecedentes políticos y penales del ex perredista y por ello son puras especulaciones las que afirman que tomó en serio una incorporación de Gallardo a su partido. 

2.- Tal parece que está llegando el fin de los cacicazgos universitarios convertidos en negocios familiares. Primero fue la detención del capo hidalguense Gerardo Sosa Castelán. Ahora la mira está puesta en el patrimonialista señor feudal de la Universidad de Guadalajara, Raúl Padilla y en nepotista sinaloense Melesio Cuén, quien pretende imponer a su esposa como candidata a gobernadora en caso de que, por sus antecedentes políticos, Melesio no pudiera ser aspirante al gobierno por su partido local.

3.- Varios ex senadores pianistas permanecen mudos y sin cara para defenderse de los señalamientos tan delicados que ha hecho Emilio Lozoya sobre su presencia y participación en las contrataciones corruptas de Odebrecht en México. Por otro lado, las filtraciones sobre el caso Odebrecht que señalan como contratista a un hermano del ex presidente Enrique Peña Nieto, han quedado en especulaciones sin sustento.

POR JOSÉ LUIS CAMACHO ACEVEDO
@JOSELUISCAMACHO
JOSECAMACHO@GMAIL.COM


Compartir