PUEBLA

Estudiantes exigen la salida de elementos policiales de la SSP en la UDLAP

Alumnos se manifiestan; nuevo patronato anuncia una reorganización

PROTESTA. Estudiantes de la UDLAP demandaron la salida de la policía de las instalaciones. Foto: Claudia Espinosa
Escrito en NACIONAL el

Como una intervención muy agresiva en contra de la comunidad estudiantil por parte de elementos de Seguridad Pública de Puebla , fue como el maestro Gerardo Rodríguez calificó la toma de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP) ocurrida este martes.

En entrevista, el también columnista de El Heraldo de México criticó el actuar de los uniformados contra la educación de los estudiantes, los profesores, el equipo administrativo y la autonomía de la universidad.

Hasta la tarde de ayer, el director de Ciencia Política de esa casa de estudios indicó que las autoridades universitarias solicitaron continuar con la impartición de clases en línea. Sin embargo, esto no fue así, por lo que insistió en la salida de los elementos policiacos.

La mañana de ayer al menos 200 estudiantes se manifestaron en las inmediaciones de la casa de estudios, donde entregaron un documento para exigir la permanencia del patronato actual y la administración de Luis Ernesto Derbez Bautista, además de solicitar que ninguna de las funciones operativas sea afectada.

En tanto, Horacio Magaña Martínez, quien señala que es el nuevo presidente del Patronato de la Fundación Universidad de las Américas y/o Fundación Universidad de las Américas, Institución de Beneficencia Privada, tras una resolución judicial, indicó que se harán las labores necesarias para restablecer el orden en esta casa de estudios y comenzar con su reorganización.

En un comunicado, puntualizó que en cumplimiento a un mandato judicial, el patronato tomó posesión del plantel y las instalaciones de la UDLAP.

Detalló que este mandato, es consecuencia de investigaciones locales y federales por las cuales quedó demostrado que el patronato integrado por Elodia Sofía de Landa de Jenkins, Roberto, Juan Carlos, María Elodia, y Margarita, los cuatro de apellido Jenkins de Landa, y Juan Guillermo Eustace Jenkins cometieron lavado de dinero y administración fraudulenta contra el patrimonio de la FUDLAP, por lo que “un patronato de delincuentes”, prófugos de la justicia, no puede ser válido.

Por Claudia Espinosa y José Ríos

PAL