HIDALGO

Declaran en Hidalgo peleas de gallos como patrimonio cultural inmaterial

La propuesta de declaración de Patrimonio Cultural fue propuesta por el diputado Rafael Garnica en 2018

Los activistas ambientalistas aseveraron que perdieron toda la congruencia y legitimidad para hacerlo Foto: Especial
Escrito en NACIONAL el

Pese al rechazo de animalistas, el Congreso de Hidalgo aprobó declarar las peleas de gallos como Patrimonio Cultural Inmaterial del estado, con 20 votos a favor, cuatro en contra y una abstención.

Las asociaciones civiles en defensa de los animales lo consideraron un acto vergonzoso, al argumentar que es una forma de violencia contra las especies, además criticaron que el Legislativo aprovechara el momento social que se vive después de aprobar la despenalización del aborto hasta las 12.6 semanas, que colectivas feministas reconocieron como un tema de justicia para las mujeres.

La propuesta sólo fue votada en contra por las diputadas priístas María Luisa Pérez Perusquía y Mayka Ortega Eguiluz, así como la panista Claudia Lilia Luna Islas y la pesista Jajaira Aceves Calva, mientras que la morenista Lucero Ambrocio Cruz se abstuvo en la votación.

El dictamen fue presentado en la sesión plenaria por el diputado morenista Salvador Sosa Arroyo, quien consideró que se trataba de una iniciativa que reconocía las tradiciones y costumbres del estado, donde aún se practican las peleas de gallos.

Fuentes al interior del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) consultadas por El Heraldo, quienes pidieron no ser identificadas, confirmaron que el respaldo a las dos iniciativas fue parte de un acuerdo interno entre los grupos que integran la bancada.

Por una parte, la propuesta de declaración de Patrimonio Cultural fue propuesta por el diputado Rafael Garnica en 2018. Este diputado y el resto de la fracción de Morena que pertenecen al bloque conocido como Grupo Universidad –que lidera Gerardo Sosa Castelán, hoy preso en el Altiplano por posible lavado de dinero– no apoyaron la reforma que permitía la interrupción legal del embarazo, la cual se votó en pleno en diciembre de aquel año.

Incluso, la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena inició un proceso contra los legisladores del Grupo Universidad que en ese momento obstruyeron la aprobación: Jorge Mayorga, Nohemí Zitle, Doralicia Martínez, María Coradalia Martínez, José Luis Muñoz, José Hernández, Humberto Veras Godoy, Ricardo Baptista, Rocana Montealegre y Rafael Garnica.

Montealegre, Baptista y Rosalba Calva García ahora fueron promoventes de la iniciativa para despenalizar el aborto.

Aunque los diputados morenistas aseveraron que presentarán una iniciativa para reformar la Ley de Protección a los Animales, los activistas ambientalistas aseveraron que perdieron toda la congruencia y legitimidad para hacerlo.

Por: Áxel Chávez y José García

dhfm