Preguntas Aprende en Casa 3 SEP | Primaria 3° y 4° grado, 18 de mayo: actividades y respuestas

Te compartimos todas las actividades para tercero y cuarto año del nivel primaria de este martes 18 de mayo

Preguntas Aprende en Casa 3 SEP | Primaria 3° y 4° grado, 18 de mayo: actividades y respuestas
Preguntas Aprende en Casa. Consulta las actividades de este 18 de mayo. Foto: El Heraldo de México

Alumnos, docentes y padres de familia pueden ver diariamente el programa Aprende en Casa 3, el cual emite las actividades correspondientes para el Ciclo Escolar 2020-2021, y así dar seguimiento a las clases en línea para estudiantes de educación básica. Esto en el contexto de la presente emergencia sanitaria por Covid-19.

A continuación, te presentamos los temas, actividades y respuestas que se abordaron este martes 18 de mayo para Tercero y Cuarto grado de educación Primaria.

La información difundida corresponde al plan de trabajo de la SEP para cada nivel y grado de estudios.

Toda la información que enseguida obtendrás corresponde al material educativo que se vio en el apartado Actividades, del nivel Primaria, publicado en la página oficial del programa Aprende en Casa 3 este martes. 

3° Grado

Lenguaje

¿Qué vamos a aprender?

Aprenderás más sobre el uso de palabras y frases adjetivas y adverbiales para describir personas, lugares y acciones, en los cuentos.

¿Qué hacemos?

Recordemos lo que hemos visto en sesiones pasadas.

  • Cómo podemos identificar un cuento. 
  • La trama de algunos cuentos. 
  • Los escenarios y los personajes que participan en los acontecimientos de los cuentos. 
  • Qué son los adjetivos calificativos y cómo estos contribuyen a describir mejor a los personajes. 

¿Qué tal sabes mucho de villanos?

Los villanos son malvados, aterradores, y algunos un poquito chiflados. Recuerdas, ¿Cómo se les llama a esas palabritas que se utilizan para describir? Son los poderosos adjetivos. Los adjetivos son:

  • Aquellas palabras que califican al sustantivo. 
  • Con ellas se brindan las cualidades específicas de las personas o los objetos, por ejemplo. 

Adjetivos para describir a los villanos: Malvados, aterradores, chiflados. Los adverbios son:

  • Palabras que utilizamos para complementar o calificar un verbo, un adjetivo y otro adverbio. 
  • Una pista: Muchos de ellos terminan en "mente", como "cautelosamente". 

La palabra “chiflados” es generalmente un adjetivo, pero en nuestro ejemplo, aparece acompañado de un adverbio de cantidad ‘poquitito’ y en este ejemplo forma una frase adjetiva.

Seguramente conoces muchos adverbios y frases adverbiales, pero ¿Cómo puedes identificar una frase adverbial? Veamos, una frase adverbial es un conjunto de palabras que cumplen la función de un adjetivo o de un adverbio, es decir, darnos más información del sustantivo o de un verbo, por ejemplo: poco a poco, al pie de la letra, en un abrir y cerrar de ojos, son frases adverbiales.

Conozco un cuento muy divertido en el que el protagonista es ni más ni menos ¡Que un villano! Vamos a leerlo y con él podremos seguir practicando para localizar los adjetivos y los adverbios. El cuento se llama “El doctor Terríbilis”, del escritor italiano Gianni Rodari.

El doctor Terríbilis.

De Gianni Rodari
(Fragmento)

El doctor Terríbilis y su ayudante, Famulus, trabajaban secretamente desde hacía tiempo en un invento espantoso. Terríbilis, como seguramente su mismo nombre indica, era un científico diabólico, tan inteligente como malvado, que había puesto su extraordinaria inteligencia al servicio de proyectos verdaderamente terribles.

Verás, querido Famulus: El supercrik atómico que estamos terminando será la sorpresa del siglo.

No cabe duda, señor doctor, ya estoy viendo cómo se quedarán nuestros estimados compatriotas cuando usted, con el supercrik, arranque la Torre de Pisa y la transporte a la cima del Monte Blanco.

¿La Torre de Pisa? rugió Terríbilis. ¿El Monte Blanco? Pero, Famulus, ¿Quién te ha metido en la cabeza semejantes cosas? Dentro de pocas horas estará listo el aparato. Partiremos esta misma noche.

¿Partiremos, doctor Terríbilis?

A bordo, claro, de nuestro supercrik atómico.

¿Y en qué dirección, si me está permitido?

Dirección al espacio, oh Famulus mío, tan rico en interrogantes.

¡El espacio!

Y más concretamente, la Luna.

¡La Luna!

Veo que pasas de los signos interrogativos a los exclamativos, así pues, fuera demoras y he aquí mi plan. Arrancaré la Luna con mi supercrik, la separaré de su órbita y la colocaré en un punto del universo de mi elección.

¡Colosal!

Desde allí arriba, estimado Famulus, trataremos con los terrestres.

¡Excepcional!

¿Quieres recuperar la Luna? Pues bien, paga su peso en oro, cómprasela a su nuevo propietario, el doctor profesor Terrible Terríbilis.

¡Extraordinario!

Su peso en oro, ¿Me comprendes, Famulus? En oro.

¡Superformidabilísimo!

¿Y has captado la idea?

Captada, profesor. La idea más genial del siglo XX.

Espero que también la más malvada. He decidido pasar a la historia como el hombre más diabólico de todos los tiempos, ahora, Famulus, manos a la obra.

En pocas horas dieron los últimos retoques. El supercrik atómico estaba preparado para entrar en actividad. Curioso aparato, en realidad se parecía al que utilizan los automovilistas para levantar su coche cuando tienen que cambiar una llanta ponchada, sólo era un poco más grande, pero tenía acoplada una cabina espacial en la que se habían dispuesto dos butacas. Sobre éstas, en el momento elegido por el doctor Terríbilis para iniciar su diabólica empresa, se acomodaron el inventor y su ayudante quien, a decir verdad, sólo trabajosamente conseguía ocultar un extraño temblor.

¡Quieto, Famulus!

Sssí... sseñoor... do-do-doctor.

¡Y no balbucees!

Nno-no se-señor do-do-doctor.

Trágate esta píldora, te calmará al instante.

Gracias, doctor Terríbilis, ya estoy tranquilísimo.

Estupendo. Cuenta al revés, Famulus.

Menos cinco, menos seis, menos siete.

¡He dicho al revés, Famulus! ¡Al revés!

Ah, sí, lo siento mucho. Menos cinco, menos cuatro, menos tres, menos dos, menos uno.

¡Adelante!

Adaptación de:

 

Te invito a que conozcas los tres posibles finales de este cuento. Éste y otros libros infantiles los pueden encontrar en la página de bibliotecademexico.gob.mx. Este cuento, además de ayudarnos a conocer la forma de actuar de los villanos, también nos va a permitir seguir practicando el tema de las descripciones de los personajes y los escenarios.

Vamos a ver el primer párrafo de este cuento. Ahí el adjetivo nos está ayudando a describir mejor al sustantivo, que es el invento.

Veamos el siguiente párrafo. Parece una labor villanesca, alguien se robó muchas palabras que acompañaban la descripción de este párrafo. Tu eres muy inteligente y vas a poder completar este texto de acuerdo a lo que recuerdes o a tu propia imaginación.

Dice: “Terríbilis, como seguramente su mismo nombre indica, era un científico diabólico”.

En esta parte hay un adjetivo y no fue borrado por el “villano de los adjetivos”. El adjetivo que podemos ver es “diabólico”, que describe al científico. Vamos a continuar leyendo.

Luego dice, “tan ________ como malvado”.

En esta primera palabrita faltante, hay que buscar un adjetivo que pueda completar la idea, a mí se me ocurre “astuto”.

“Tan astuto como malvado” en este caso se forma una frase adjetiva tan astuto porque tiene la función de un adjetivo; luego dice, “Que había puesto su _______ inteligencia”.

Ahí, lo que hace falta es algo que describa a su inteligencia.

¿Qué tal su “grandiosa inteligencia”?

Y la palabra “grandiosa” es un adjetivo ya casi terminamos de resolver el acto malvado de Terríbilis. Por último, dice “al servicio de proyectos verdaderamente _____”.

Te comenté que las palabras que terminan en “mente” son ¡adverbios!

Así sabemos que también nos hace falta el adjetivo al que estaba acompañando ese adverbio. Como nuestro párrafo nos ha descrito todo lo malvado que es ese doctor Terríbilis, entonces la palabra que falta debería ser algo como “espantosos”

Cuando ponemos un listado de adjetivos, hay que utilizar correctamente sus respectivas comas, mira, así como lo puse yo. Estas comas las vamos a usar siempre que enlistemos una serie de cosas, seguramente lo recuerdan porque lo hemos visto en otros grados y en otras clases.

Te invito que, después de leerlo, hagas una tabla como la que aparece en tu libro de texto, en la página 122 en la que anotemos los personajes y las características de cada uno.

En esto que leímos, aparecen 2 personajes, son el doctor Terríbilis y su ayudante Famulus.

Del doctor Terríbilis podríamos decir que es una persona muy inteligente, pero también muy malvada; mientras que de Famulus, podríamos poner adjetivos sobre su nerviosismo,

También se me ocurre muchísimos adjetivos para describirlos, y también adverbios.

Después de hacerlo con los personajes, también podrás hacerlo con los escenarios, así como viene en nuestro libro de texto, página 123

Uno de los escenarios a describir sería sin duda el laboratorio del doctor Terríbilis, ahí podrías echar mano de tu imaginación para pensar qué es todo lo que podría haber en él, de qué colores sería, las herramientas que se usan.

Puedes acompañar esas descripciones con dibujos, seguro que lo disfrutarás bastante

En esta sesión te enfrentaste al villano de los adjetivos y adverbios y disfrutaste muchísimo la lectura de un cuento.

Después de analizar tanto los textos, seguramente te darán muchas ganas de escribir tu propio cuento, y seguir jugando con las descripciones. Recuerda que todo el tiempo utilizamos adverbios y adjetivos para acompañar nuestras narraciones cotidianas, como cuando le cuentas a tu familia el sueño que tuviste, o cuando le platicas a un amiguito sobre las travesuras de tu mascota.

Los cuentos son parte de nuestra vida y con ellos aprendemos mucho, por eso te invito a seguir leyendo en familia, y seguir analizando todo lo que leemos.

Si te es posible consulta otros libros y comenta el tema de hoy con tu familia. Si tienes la fortuna de hablar una lengua indígena aprovecha también este momento para practicarla y platica con tu familia en tu lengua materna.

4° Grado

Historia

¿Qué vamos a aprender?

Identificarás el legado artístico que dejó el periodo virreinal.

¿Qué hacemos?

El legado artístico está presente hoy en día en la vida cotidiana en algunas catedrales de Morelia, la Metropolitana, la de Puebla, y la de Guadalajara entre muchas más. También puedes apreciar ese legado en los exconventos, como el actual Museo Nacional del Virreinato, en Tepoztlán, el Centro Cultural Santo Domingo, en Oaxaca, el Franciscano de Santa Ana en Michoacán y varios más que verás durante la sesión, así como otros edificios.

Ahora que te encuentras en casa podrás identificar lugares muy importantes y emblemáticos de este período, pues por todo el país, debido a la fuerte presencia de la religión, puedes ubicar iglesias catedrales, parroquias, santuarios, conventos, y templos imponentes que quedaron como herencia, y el arte sacro estará presente durante toda la sesión ya que es muy importante dentro de ese legado que se menciona.

En la mayor parte del territorio mexicano existen catedrales, conventos o iglesias que se construyeron durante la época virreinal. El historiador Antonio Rubial ha señalado la importancia que tuvo para una sociedad mayoritariamente analfabeta la edificación de esos recintos que, tanto para esa época como hoy, son símbolos religiosos, por los cuales se puede identificar el culto religioso.

Con la sesión de este día, seguramente vas a ubicar con mayor facilidad las características de este tipo de arte. Quieres saber, ¿Cómo fue el arte durante el periodo virreinal? ¿Quieres conocer más acerca de la herencia virreinal artística que hay en tu localidad?

Para introducir este tema observa el siguiente video y posteriormente harás un análisis preciso de los elementos que más te llamen la atención. Inícialo en el minuto 0:24 y termínalo en el minuto 5:37

Celebraciones Ancestrales

Son muchas cosas las que permanecen en tu vida de ese pasado novohispano y de hecho las has venido estudiando en el transcurso de las sesiones.

En sesiones subsecuentes podrás ir abordando otros aspectos de gran riqueza cultural, pero, por ahora, te vas a enfocar de manera particular en la herencia arquitectónica, literaria y pictórica que dejó este período tan importante.

Uno de los estilos más representativos del periodo novohispano fue el barroco que se manifestó en la arquitectura, la pintura, la literatura e incluso, la música. En tu libro de texto de Historia de cuarto grado en la página 143 puedes encontrar la definición de barroco que es la siguiente.

Barroco: Estilo artístico que se caracteriza por estar sobrecargado con adornos, colores llamativos y la combinación de fuertes luces y sombras.

El estilo barroco surgió en Italia, predominó durante todo el siglo XVII y buena parte del siglo XVIII. El estilo se adoptó pronto en España y de ahí a través de los arquitectos y pintores que enviaba la Corona española llegó a la Nueva España.

Como lo leíste en la definición, el arte barroco se caracteriza por parecer muy exagerado en adornos y esto era porque fue un tipo de arte que quería alabar a Dios mediante su pulcritud y rebuscado estilo, los historiadores de arte incluso reconocen el estilo barroco como oraciones en piedra que buscaban revelar la gloria divina en todo su esplendor.

El retablo está elaborado con madera de cedro y lo hicieron Miguel Cabrera e Higinio de Chávez a mediados del siglo XVIII y, como bien comentas, se observa una abundante decoración en la que se distinguen hojas de acanto, muchas flores y frutos e innumerables ángeles y querubines, entre otras figuras. Esto es muy propio del estilo barroco.

Para que identifiques mejor este tipo de arte barroco en la arquitectura, observa el siguiente video, precisamente del Museo Nacional del Virreinato a donde pertenece el retablo que acabas de ver. Termínalo en el minuto 4:24

Museo Nacional del Virreinato

¿Pudiste observar el arte barroco arquitectónico presente en el museo?

Para que continúes conociendo lugares que fueron construidos durante el periodo virreinal y con características del arte arquitectónico barroco, observa las siguientes imágenes, en casa identifica algunas construcciones que se encuentran en la ciudad donde vives.

Durante esa época no solo se utilizó el estilo el estilo barroco en la arquitectura, también se utilizó en otras expresiones artísticas como la pintura, la música o la literatura.

En la literatura el barroco se caracteriza por ser un escrito complejo o difícil de entender al leerlo por el tipo de lenguaje utilizado. Para que lo puedas entender lee el siguiente poema.

“Hermoso dueño mío, por quien sin fruto lloro, ¡pues cuanto más te adoro tanto más desconfío de vencer la esquiveza que intenta competir con la belleza! La natural costumbre en ti miro trocada: Lo que a todos agrada te causa pesadumbre; el ruego te embravece, amor te hiela, llanto te endurece”.

Belleza te compone divina no lo ignoro, pues por deidad te adoro; mas ¿Qué razón dispone que perfecciones tales rompan sus estatutos naturales? Si a tu belleza he sido tan tierno enamorado, si estimo despreciado y quiero aborrecido, ¿Qué ley sufre, o qué fuero, que me aborrezcas tú porque te quiero?

¿Qué te pareció, entendiste el poema? Es un poema titulado Amor y aborrecimiento del autor Juan Ruiz de Alarcón, escritor de la época virreinal, este autor mexicano habla de un amor no correspondido y sufre por esto.

Con este ejemplo puedes identificar una de las características principales de la literatura en el virreinato, la dificultad del lenguaje; pero hay otras, por ejemplo, el uso de temas como el pesimismo y el desamor, por mencionar algunas.

Otros escritores que pertenecen a este estilo literario novohispano son Bernardo de Balbuena, Juan Ruiz de Alarcón, Miguel de Guevara, Carlos de Sigüenza y Góngora entre otros, y la más conocida la famosa décima musa Sor Juana Inés de la Cruz.

Ahora lee un soneto escrito por ella, también es un poco difícil de entender.

“Al que ingrato me deja, busco amante; al que amante me sigue, dejo ingrata; constante adoro a quien mi amor maltrata; maltrato a quien mi amor busca constante”.

Sor Juana quiere expresar la tristeza de buscar el amor de quien nos deja, o la ingratitud de abandonar a quien nos ama.

Antes de terminar conocerás un poco de la pintura. La pintura del estilo barroco novohispano se caracterizó por la composición compleja pero estática, las tonalidades cálidas, compuestas por claro oscuros.

Uno de los principales representantes de esta expresión artística fue Cristóbal de Villalpando. En esta imagen puedes ver su pintura llamada “Los desposorios místicos de Santa Rosa”, que se encuentra en el retablo dedicado a la santa en la Catedral Metropolitana en la Ciudad de México y es muy clara la composición con tonalidades claras y obscuras y, a pesar de tener muchos elementos es muy bella y armónica.

Otros pintores importantes de esa época fueron Miguel Cabrera o José Juárez, quienes eran representantes de ese estilo.

Lo que aprendiste en esta sesión fue que pudiste identificar las expresiones actuales que son parte de la herencia cultural del virreinato. Aprendiste también el concepto del estilo Barroco al leer tu libro de texto en la página 143

Con el video pudiste identificar las expresiones actuales que son parte de la herencia cultural del virreinato. Observaste un retablo e identificaste características del estilo barroco, también identificaste este mismo estilo en algunas catedrales del país.

Conociste el estilo barroco en la literatura leyendo algunos fragmentos de escritores de la época, se nombraron algunos representantes literarios del barroco novohispano y viste, de manera muy breve la pintura y a uno de sus principales autores.

aar


Compartir