Además de la falta de energía, Texas también podría quedarse sin agua

Además de la pérdida de energía eléctrica, Texas padece por la falta de agua debido a la emergencia climática en el estado

Además de la falta de energía, Texas también podría quedarse sin agua
Texas sigue padeciendo por las condiciones climáticas y las nevadas FOTO: Twitter

Texas se mantiene en una crisis energética en medio del clima invernal que aún registra nevadas y bloqueos en el estado. Los problemas con el suministro de energía eléctrica también se han unido a un nuevo contratiempo: la falta de agua en muchas regiones.

Miles de tejanos recibieron avisos para guardar agua y hervirla. Esto por el miedo a que se pueda terminar el suministro local y la gente se quede sin forma de tenerla. Las bajas temperaturas de varios días dañaron la infraestructura, provocaron apagones y congelaron las tuberías.

Millones de personas en Estados Unidos se quedaron sin electricidad, además también perdieron la calefacción a raíz de la tormenta invernal. Cuando los servicios públicos se apresuraron a restaurar la energía, otra ráfaga de nieve y hielo terminó con todos los esfuerzos de los servidores públicos.

Los ciudadanos de Texas podrían quedarse sin agua
FOTO: Twitter

Se esperan nuevas tormentas

En estos días se tiene contemplado que se dé otra gran tormenta invernal en el valle de Mississippi, lo que traerá más nieve intensa, aguanieve y lluvia helada para complicar aún más los esfuerzos de recuperación.

Los viajes siguen paralizados en gran parte de los Estados Unidos. Además, existen muchos riesgos por las carreteras peligrosas y miles de vuelos cancelados. Varios accidentes se han dado en carretera y la incertidumbre ha reinado en la región. 

Además, los sistemas escolares han retrasado o cancelado las clases, aunque sean remotas. El clima invernal ha provocado apagones en Texas que afectaron a 1.8 millones de personas el miércoles por la noche. Incluso, uno de los hospitales de Texas tuvo que trasladar a algunos de sus pacientes más necesitados a otras instalaciones. Los pacientes con mayores necesidades vivieron momentos de tensión porque no se sabía cómo iban a seguir su tratamiento. 

Los especialistas aún no tienen certeza de cuándo terminará esta emergencia climática en Texas y cuáles serán las afectaciones. Además, hacen esfuerzos para poder restaurar la energía eléctrica y el suministro de agua. 

gka


Compartir