Queso, leche y yogurt; mitos, realidades y beneficios de estos alimentos

La leche de vaca ha sido considerada con muchos beneficios, pero al igual con el queso y yogurt, desde hace poco han aparecido detractores de su consumo

Queso, leche y yogurt; mitos, realidades y beneficios de estos alimentos
La vitamina A, contenida en los productos lácteos, contribuye a un mantenimiento adecuado de la piel y de la visión. Foto: Pixabay

La leche de vaca ha sido considerada por muchos años como un alimento completo, pero al igual que con sus derivados como el queso y yogurt, desde hace pocos años han aparecido detractores, que ven diversas contraindicaciones al consumir lácteos, además de las personas quienes son intolerantes a la lactosa que contienen.

De acuerdo con los nutricionistas, son varios los beneficios de consumir lácteos, las guías de alimentación de hecho recomiendan 2 porciones de lácteos al día, además de verduras y frutas, leguminosas, cereales y alimentos de origen animal.

En 2018, una investigadora de la Universidad Complutense, explicó que existen "muchas las falsedades que han proliferado en la última década sobre el consumo de leche y sus derivados".

La leche tiene un 3.5 por ciento de grasa, lo que no supone un contenido alto. Foto: Pixabay

Rosa María Ortega impartió la conferencia "Mitos sobre los lácteos" organizada por la Organización Interprofesional Láctea, la Fundación Iberoamericana de Nutrición y la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología. En ésta explicó que uno de las principales ideas es que la leche "no es natural" al ser el humano el único mamífero que toma lácteos en su etapa adulta.

La leche no es alta en grasa

La especialista afirmó que la leche tiene un 3.5 por ciento de grasa, lo que no supone un contenido alto, además de que ya existen productos a los que se les ha reducido el contenido de grasa. Agregó que existen estudios que afirman que no se producen aumentos de peso al aumentar el consumo de lácteos, incluso algunos encuentran beneficios en la pérdida de grasa.

 No produce más mucosidad

Con respecto a mito de que nos lácteos producen mucosa en el organismo, Ortega comentó que no existe ningún fundamento científico que lo demuestre. 

Beneficios de los lácteos 

La leche es conocida por su aporte de calcio para los huesos, pero además es fuente de fósforo, potasio, riboflavina, vitamina B12, y contiene varias otras vitaminas y minerales en cantidades más pequeñas. También es una excelente fuente de proteína de alta calidad, conteniendo todos los aminoácidos esenciales.

La leche es conocida por su aporte de calcio para los huesos, pero además es fuente de fósforo, potasio, riboflavina, vitamina B12. Foto: Pixabay

El cerebro es el órgano más activo en el cuerpo y requiere de un buen suministro de nutrientes, varios de estos pueden ser aportados por los productos lácteos como la leche, queso y yogurt. La riboflavina, niacina y vitamina B12, son algunos de los aportes de la leche al cerebro.

Además, el queso y la leche tienen un alto contenido en vitamina B12, lo que contribuye a la formación de glóbulos rojos y al correcto funcionamiento del sistema inmunitario.

El yogur y algunas variedades de quesos tienen bajos niveles de lactosa, por lo que estarían indicados en personas intolerantes.

La vitamina A, contenida en los productos lácteos, contribuye a un mantenimiento adecuado de la piel y de la visión.

 

 


Compartir