Assassin's Creed Valhalla: Peleamos la épica batalla Vikinga | Reseña en español

En Assassins Creed Valhalla podrás encarnar a Eivor, un legendario saqueador vikingo en busca de la gloria. Te contamos todos los detalles en esta reseña.

Assassin's Creed Valhalla: Peleamos la épica batalla Vikinga | Reseña en español

“Solo los mejores guerreros logran conseguir un lugar en Valhalla”. El paraíso nórdico está de regreso en la nueva entrega de Assassin's Creed: Valhalla, en esta ocasión se verán obligados a librar la batalla del Ragnarok unidos a Odín.

Esta nueva entrega, fue desarrollada por Ubisoft Montreal y publicada por Ubisoft, representa el decimosegundo en importancia y el vigesimosegundo lanzado dentro de la saga de Assassin Creed, y sucesor directo de Assassin's Creed Odyssey (2018).

Un poco de historia….

Assassin's Creed: Valhalla desarrolla su historia en la época vikinga, ambientado en el siglo IX, el juego tiene lugar durante la invasión de Gran Bretaña por parte de los Vikingos.

En esta ocasión el jugador toma el control de Eivor, uno de los más prestigiosos guerreros del Clan del Cuervo, quienes se ven obligados a migrar de Noruega con dirección a Inglaterra para asentarse y prosperar. 

Eivor será responsable de dirigir a su pueblo, en la épica batalla contra el rey sajón Alfredo el Grande y sus reinos vasallos.

¡Que comience el juego!

Una vez más nos encontramos ante un RPG de mundo abierto que nos permitirá desplazarnos libremente entre las diferentes regiones y reinos de Inglaterra. El juego está dividido en episodios, cada uno de ellos marcará la historia construyendo un mapa de alianzas con el objetivo de fortalecer el clan.  

Tal y como suele suceder con los escenarios abiertos, Assassin's Creed: Valhalla nos da una gran cantidad de cosas por hacer, entre misiones secundarias y paisajes que disfrutar, la variedad de actividades hacen inevitable que nos desviemos del objetivo principal, siendo esta entrega una de las más completas de la saga.

Algo que nos ha parecido espectacular es la gran ambientación que Ubisoft ha logrado en Assassin 's Creed: Valhalla; las praderas, caballos, dragones, castillos y cuevas te envuelven en una aventura vikinga al mero estilo medieval. 

 

Las tumbas con tesoros

Otro punto que consideramos bastante acertado es el retorno de los puntos de “descanso”, estos lugares ocultos nos proveerán de recursos y armaduras, junto con los pequeños y breves puzles para superar el trayecto hasta la cámara del tesoro.

Lo mismo aplica a los tesoros y artefactos repartidos por el mapa, que quedan a nuestra completa discreción conseguirlos o no.

Nivel de progresión 

No podía faltar el aspecto desafiante del juego, si bien es verdad que al comienzo nuestro camino está “libre” de tránsito, confirme la historia va transcurriendo toca enfrentarnos a diferentes desafíos, relacionados directamente con el nivel de las amenazas.

A medida que se van concretando los enfrentamientos, nuestro personaje irá adquiriendo nuevos puntos de experiencia que serán vitales para librar futuras batallas. Las nuevas habilidades nos subirán el nivel de nuestro personaje, y por supuesto la dificultad general de nuestra aventura también aumentará. 

Épicas batallas 

Tal y como lo hemos mencionado, la historia estará dividida en diferentes episodios, cada uno deriva en sucesivas misiones secundarias, que abarcan varias horas de juego, bajo la misma temática.

En ellas encontraremos batallas multitudinarias compuestas de varias fases, llamadas asedios,  en las que deberemos asaltar una fortaleza enemiga, teniendo que cumplir varios objetivos para ganar el territorio. Todo ello mientras combates con decenas de enemigos acompañado de un buen puñado de tropas aliadas.

Durante las batallas habrá mucha sangre, debido a que nuestros guerreros podrán estar equipados con hachas, dagas, espadas, escudos, y muchas cosas más. Por todas estas razones es que Assassin's Creed: Valhalla recibió la clasificación del juego 18+, para mayores de 18 años.  

Conclusión:

Tal y como es costumbre, Assassin's Creed enfoca su narrativa en conflictos históricos, a través de un viaje al pasado que nos permite construir nuestra propia historia vikinga. Es un juego hecho a imagen y semejanza de la receta de Origins y Odyssey, que sin duda continuará encantando a los fieles seguidores de la saga. 

Assassin's Creed: Valhalla ofrece más de 60 horas de juego, cargado de combates y misterios por resolver, algo que nos ha parecido excelente. Gráficamente llega acompañado del salto a la nueva generación de consolas, siendo uno de esos juegos que nos dan una idea más clara de lo que está por venir.

Como conclusión personal del editor, podemos decir que nos encontramos frente a la mejor entrega que ha tenido la franquicia en toda su historia. 

Por: Mónica Hernández Lomelí 
 


Compartir