NASA

La NASA en alerta por “bamboleo”; ¿Son una amenaza con destruir la Tierra?

El estudio muestra que para 2030 algunos países costeros sufrirán una serie de inundaciones

MUNDO

·
El estudio muestra que para 2030 algunos países costeros sufrirán una serie de inundaciones

Los “bamboleos” son la nueva amenaza para la Tierra, misma que se dice podría ocasionar fuertes inundaciones en gran parte de los países costeros, esto gracias a algunos cambios que está sufriendo la atracción gravitacional de la Luna; pero ¿qué son y qué van a ocasionar estos “bamboleos”?

 Según un estudio revelado por el Equipo de Científicos del Cambio del Nivel del Mar de la NASA en la Universidad de Hawái confirmaron que para 2030 el nivel del mar subirá ocasionando fuertes inundaciones en muchos de los países costeros.

“Las áreas bajas cercanas al nivel del mar están cada vez más en riesgo y sufren debido al aumento de las inundaciones, y solo empeorarán”, explicó Bill Nelson, administrador de la NASA, en un comunicado.

¿Qué van a ocasionar?

En el estudio confirman que las mareas altas superarán los umbrales de inundación conocidos con más frecuencias, por lo que se podrían presentar inundaciones que durarán un mes o más esto dependiendo de la Luna, la Tierra y el Sol.

Esto quiere decir que cuando el satélite y el planeta Tierra se alinean en un punto específico pueden ocasionar que algunas naciones sufran este tipo de desastres naturales diario o cada dos días, es decir, podría acabar con algunos poblados o ciudades en algunos puntos del mundo.

Se dice que para 2030 será cuando se vea este efecto, ya que mientras más pase el tiempo el impacto será catastrófico. Se hablan de inundaciones ciclónicas.

“Pero si se inundan 10 o 15 veces al mes, un negocio no puede verse funcionando bajo el agua. La gente pierde su trabajo porque no puede ir a trabajar. Los pozos negros que se filtran se convierten en un problema de salud pública”, explicó Bill Nelson.

En pocas palabras el mundo se podría enfrentar a una serie de catástrofes naturales que podrían provocar una crisis económica y sanitaria importante, ya que se dice que las inundaciones serán mucho peores que las que se viven en la actualidad.