TRUCOS para eliminar el mal olor del refrigerador y congelador fácilmente

La humedad del refrigerador y congelador ocasionan que se acumulen hongos y bacterias que generan malos olores

TRUCOS para eliminar el mal olor del refrigerador y congelador fácilmente
El mal olor en el refrigerador y congelador puede ser un problema más común de lo que pensamos. Foto: Pexels

El mal olor en el refrigerador y congelador puede ser un problema más común de lo que pensamos. La humedad es un ambiente propicio para que los hongos y bacterias vivan, lo que a su vez puede ocasionar que existan aroma nada agradables que percibimos cada vez que buscamos algún alimento. 

Afortunadamente existen trucos que son fáciles de realizar y con los que puedes eliminar esos desagradables aromas que tu refrigerador comienza a desprender. 

Limpia la bandeja de hielos

La bandeja para hacer cubos de hielo que incluye tu congelador es un lugar donde las bacterias pueden acumularse, pues la humedad queda atrapada en las grietas y bordes. Además, podría hacer que el hielo tenga un sabor extraño y haga que el congelador huela raro. Puedes limpiar la bandeja y el depósito con un limpiador antibacteriano o una mezcla de agua y cloro. 

Café molido

Coloca un tazón con café molido en el congelador o refrigerador con la puerta cerrada durante un par de horas, con este truco se irán los olores desagradables.

Afortunadamente existen trucos que son fáciles de realizar para eliminar los malos olores. Foto: Pixabay

Carbón absorbe olores

En algunas farmacias puedes comprar carbón activado para eliminar el mal olor. Llena bolsitas de tela con este elemento y déjalas en distintos lugares de tu congelador o refrigerador. Luego configura la temperatura más baja y espera unos entre 4 y 6 días. Verás cómo se elimina el desagradable aroma. 

Limpia con bicarbonato

Mezcla una cucharada de bicarbonato con medio litro de agua y el jugo de un limón, con esta mezcla limpia el interior del aparato. Una vez que termines de limpiar, puede dejar la mitad de un limón dentro o también puedes colocar un tazón con bicarbonato de sodio durante un par de horas para que se absorban los olores.

Vinagre con agua

Mezcla una taza de vinagre de manzana con 3 de agua y calienta hasta que comience a hervir. Retira del fuego y vierte el líquido en un recipiente resistente a las temperaturas y colócalo en el congelador por 6 horas. 


Compartir