EL JUEGO DEL CALAMAR

La actriz Carla Fernanda Ávila “se la juega” en Corea con 'El Juego del Calamar'

Carla Fernanda Ávila tiene cuatro años abriéndose camino en Asia; y ahora destaca en México su trabajo en “El Juego del Calamar'

ESPECTÁCULOS

·
Carla Fernanda Ávila tiene cuatro años abriéndose camino en Asia; y ahora destaca en México su trabajo en “El Juego del Calamar'. Arte: Christian Chacón

Desde hace dos años, Carla Fernanda Ávila busca oportunidades como actriz en Corea, ha trabajado como extra en series y cintas como Barrenderos Espaciales, pero hasta ahora su trabajo más sonado en México es la participación especial que tiene en la más exitosa serie de Netflix, El Juego del Calamar. 

A este proyecto llegó después de hacer casting como modelo en dos ocasiones, la primera vez no se quedó, pero la volvieron a llamar porque buscaban mujeres con curvas para que el bodypaint resaltara. 

“No sabía de la euforia de la serie en México, es padre que las producciones coreanas tengan tanto éxito en mi país, porque mi trabajo no siempre les llega y me da orgullo representar a los mexicanos de este lado del mundo”, contó Carla en entrevista telefónica desde Corea. 

La tapatía grabó su participación en tres días y cada uno pasó seis horas en maquillaje, fue difícil quedarse quieta durante tanto tiempo cuando la alistaban y durante el rodaje, ya que ella es una de las chicas que está en la sala VIP. 

“Aquí también tiene un boom impresionante, en la estación de tren Itaewondecoraron con temática de la serie. El dalgonappopkki (dulce de azúcar) también cobró fama, de costar un dólar, pasó a dos y hasta hay fila para comprarlos. Ojalá algún día exista una producción mexicana que retome el balero y el trompo y los haga famosos”, expresó. 

Esta producción también le permitió reencontrarse con otros actores, como Rama Vallury (Ali), y conocer a Wi Ha Jun, conocido en México por la serie “El amor es un capítulo aparte”, y a quien decidió hablarle entre los descansos de cada escena. 

“Wi Ha Jun es respetuoso y reservado, como todos acá, pero decidí saludarlo, al principio fue cortante, pero cuando una persona del staff le dijo que yo también era actriz, se sintió en confianza. El último día que grabé, me felicitó por mi cumpleaños, fue un lindo detalle”, agregó.

Carla viajó a Asia en 2017 para estudiar una segunda carrera, pero no obtuvo la beca de la universidad y no quiso regresar. Estudió durante nueve meses coreano y después empezó a trabajar como actriz. También participa en un programa de concursos sobre cultura y aunque su coreano no es perfecto, a la gente le gusta su actitud. Estos años lo más difícil ha sido encontrar una buena agencia que la represente.

FOTOS: Cortesía Carla Fernanda Ávila

MAAZ