MISCELÁNEA POLÍTICA

4T recibe como héroes a impresentables dictadores de Cuba y Venezuela

Ceremonia del grito merece ley para evitar abyección y lambisconería

OPINIÓN

·
Enrique Muñoz Ramírez / Miscelánea Política /Opinión El Heraldo de México

*Por lo visto la 4T prefiere estrechar relaciones con dictaduras corruptas que mantienen a sus pueblos en la miseria y sin el mínimo respeto a sus más elementales derechos humanos, que fortalecer contactos con países democráticos con los que se pueden obtener beneficios económicos como Canadá, Estados Unidos y los de Europa y Asia. La invitación a participar en el desfile militar del 16 de septiembre a un contingente de soldados venezolanos y como orador al dirigente de la dictadura cubana, Miguel Díaz-Canel, es una ofensa al evento que conmemora lo más profundo de nuestra mexicanidad, es un gesto de apoyo a dos dictaduras del bloque bolivariano y de desprecio a la relación con nuestro principal socio comercial, Estados Unidos, donde viven y trabajan más de 38 millones de paisanos que en 2020 aportaron a nuestra economía más de 39 mil 500 millones de dólares en remesas, alrededor del 3.8% del PIB, según cifras del Banco de México. Como dijo el clásico, ¿pero que necesidad?

*En ese afán de hacer de México el líder de las antidemocracias del continente, ahí tenemos a Marcelo Ebrard recibiendo personalmente a Nicolás Maduro, responsable del desastre económico, la represión y la miseria de 30 millones de venezolanos, y por cuya cabeza Estados Unidos ofrece una recompensa de 15 millones de dólares por NARCOTRÁFICO y LAVADO DE DINERO. Lo mismo hizo con el dictador cubano Miguel Díaz-Canel y el canciller de Nicaragua Denis Moncada. El tufo comunista y dictatorial de la sexta edición de la CELAC, fue la marca del aquelarre de los impresentables Maduro, Díaz-Canel y amigos, que en lugar de buscar soluciones a la pobreza, corrupción, violencia y migración en la región, tuvieron como objetivos, entre otros, la creación de la Agencia Espacial Regional (!) o suplicar al FMI flexibilidad para deuda y financiamiento. Cuando nadie lo esperaba, el presidente de Uruguay Luis Lacalle les reprochó en su cara los atropellos a la democracia y los derechos humanos en sus países a los representantes de Cuba, Venezuela y Nicaragua. Será que por esos amiguis de la 4T, Brasil, Argentina, Colombia y Chile dijeron con la ausencia de sus presidentes gracias, pero ahorita no, joven!

*Cuando en su tercer informe la jefa de gobierno capitalino dijo que no es tiempo de futurismos ni de agendas personales, nos recordó al clásico “a mí denme por muerto”, y ya vimos las consecuencias.

*Como todos los años el presidente de la República, gobernadores, embajadores, cónsules y presidentes municipales encabezan la ceremonia del grito de independencia con las arengas que a cada quien le vienen en gana. Algunos olvidan el mensaje o lo emiten alcoholizados siendo blanco de críticas y burlas, pero las que se llevaron la noche del 15 fueron en Estambul la cónsul Isabel Arvide, quien al gritar vivas al presidente López Obrador fue increpada por una asistente que le recordó que el primer mandatario no es ningún héroe de la patria, y la alcaldesa de Iztapalapa, Clara Brugada, que sin pudor alguno gritó vivas a la 4T, a López Obrador y a la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum (!), elevándolos al nivel de Hidalgo o Morelos. Como no fueron las únicas, el tema merece una ley que establezca un protocolo federal para evitar el manoseo del grito que ya se contaminó de abyección y lambisconería.

POR ENRIQUE MUÑOZ
ENRMUZ@HOTMAIL.COM
@ENRIQUEMUNOZFM

dza