Noche antes del ASALTO al capitolio colocaron BOMBAS CASERAS en las cercanías del edificio

Una noche antes personas colocaron bombas caseras en las sedes en los comités republicano y demócrata

Noche antes del ASALTO al capitolio colocaron BOMBAS CASERAS en las cercanías del edificio
6 de enero, habría más violencia de lo que creíamos. EFE

El FBI reveló este viernes que una noche antes del asalto al Capitolio, un grupo de personas aún no identificadas ya planeaban actos de violencia y es que instalaron dos bombas caseras que encontraron en las oficinas de los comités nacionales tanto demócratas como republicanos; a unas cuadras del edificio que terminó vandalizado

De acuerdo con el Buró Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés), la investigación arrojó que las bombas caseras fueron colocadas en los edificios alrededor de las 19:30 horas y 20:30 horas del 5 de enero; es decir, una noche antes de los disturbios en el Capitolio

Los expertos explicaron que aún no es claro si los artefactos explosivos, colocados en ambos edificios, eran parte de los disturbios en el capitolio. Y es que para quien no conozca el sitio, los comités de los partidos republicano y demócrata están a muy pocas cuadras del Capitolio.

La Policía del Capitolio, agentes del FBI y la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos recibieron una llamada horas después del asalto al capitolio en la que decían que había una bomba colocada en las cercanías del emblemático edificio. Al sitio arribaron los servicios de emergencia. 

Treinta minutos después, llegó otra llamada para avisar sobre un segundo artefacto explosivo que tenía una estructura muy similar al que habían ubicado en la sede del Comité Nacional Demócrata.

Capitolio BLINDADO

Yogananda Pittman, jefa interina de la Policía del Capitolio, pidió a los congresistas estadounidenses agregar cercas permanentes; es decir, blindar el edificio legislativo de forma continua y agregar a personal de seguridad de respaldo para evitar ataques como los registrados el pasado 6 de enero, durante el asalto al Capitolio.  

“Puedo decir de manera inequívoca que deben realizarse grandes mejoras en la infraestructura de seguridad física para incluir cercas permanentes y la disponibilidad de fuerzas de respaldo preparadas en las proximidades del Capitolio”, dijo Pittman en un comunicado.

Pittman asumió el cargo después de que Steven Sund renunció a su cargo como jefe de Policía del Capitolio, tras los cientos y cientos de críticas que le hicieron por la respuesta que tuvieron los elementos policíacos en el asalto al Capitolio. Pittman aseguró que desde hace mucho tiempo expertos en seguridad piden que sea necesario proteger el complejo. 

vbs


Compartir