SALUD Y BIENESTAR

¿Qué le pasa a tus ojos si usan lentes de contacto de color todos los días?

Profesionales coinciden en que el uso de lentes de contacto de manera contraindicada pueden causar dos graves patologías como conjuntivitis y úlceras.

ESTILO DE VIDA

·
Ojos, Lentes de contacto, Salud ocular.Foto: Pixabay

El cuidado de los ojos es fundamental para garantizar una correcta visión y no provocar problemas catastróficos como la ceguera o la disminución visual de alguno de los ojos. Y uno de los errores más comunes es el uso de lentes de contacto de manera incorrecta, según diversos estudios. Es que puede ocasionar infecciones oculares graves y úlceras corneales; en una gran parte de los casos los signos aparecen por un mal cuidado y falta de atención, por lo tanto la salud ocular se encuentra en riesgo.

En este contexto, para cuidar los ojos de afecciones contundentes, es necesario regular el uso de los lentes de contacto, más allá de su comodidad o mitigación del uso de gafas. Esto se debe a la higiene inadecuada que se le brinda a estos elementos de visión, sumado al abandono que le podemos hacer al oculista una vez que nos hacemos estos lentes imperceptibles al ojo ajeno.

Siguiendo esta línea, en primer lugar es importante diferenciar las dos categorías de lentes de contacto. Por un lado tenemos los blandos, caracterizados por ser un plástico flexible que permite el paso de oxígeno a la córnea. Mientras que por el otro lado tenemos los rígidos permeables al gas (RPG), que son durables y enfocan la visión. Sea cual sea la cualidad del lente, especialistas advierten que es necesario no utilizarlos sino se cuenta con una prescripción médica, ya que el ojo no tiene la necesidad de ajustarse a estos elementos y, por más estéticos que se vean, pueden impactar al órgano visual.

En consecuencia, profesionales de la salud ocular sostienen que cualquier persona que usa lentes de contacto tiene el riesgo de sufrir infecciones como conjuntivitis, abrasiones corneales e irritación. En el caso de la conjuntivitis, la parte blanca del ojo suele ponerse de color rojo o rosada, esta es una afección contagiosa que se puede transmitir al tocar o darle la mano a otra persona, toser o estornudar, y tocar superficies u objetos contaminados con microbios. Además el paciente puede padecer úlceras corneales, que son llagas abiertas en la capa exterior de la córnea, consignan.

Foto: Pixabay

Por lo tanto, los profesionales de la salud ocular afirman que esto se podrá evitar siempre que se haga un uso responsable de los lentes de contacto en pos de beneficiar a los ojos. En este caso, aconsejan tomar las siguientes medidas: quitarse siempre los lentes antes de nadar; no exponerlos a ningún tipo de agua; no transferir soluciones para lentes de contacto a envases de bolsillo más pequeños y no dormir con los lentes puestos.

Foto: Pixabay