LADY DI

El infierno que vivió la Princesa Diana con la Reina Isabel II, estuvo al borde del suicidio

La princesa Diana no fue bien recibida en la familia real, pues durante y después de su matrimonio

ESPECTÁCULOS

·
La enemistad con la Reina Isabel que llevó a Diana a sufrirCréditos: Especial

La Princesa Diana fue una de las integrantes de la familia real más querida por el pueblo británico, pero su matrimonio con el Rey Carlos III estuvo lejos de ser un feliz cuendo de hadas. Además, nunca fue bien recibida por la Reina Isabel II, antes de su muerte sufrió un infierno dentro del palacio. 

Además de tener una trágica muerte, que muchos aseguran fue un complot real por parte de la reina, Lady Di vivió un tormentoso divorcio en medio de infidelidades de Diana y de Carlos. Sin embargo, la Princesa Diana no dudó en revelar el tormento que vivió en la realeza, una de las razones por las que la familia no la tenía en buena estima. 

Su matrimonio fue un arreglo que desde el principio condenó la relación de Carlos y Diana, pero su forma de ser también desafió a la corona. Lady Di no solo sufrió la infidelidad de su marido, también estuvo al borde de la muerte sin apoyo de la Reina Isabel II, así fue como vivió en el palacio.

Te puede interesar: Esta es la razón por la que Meghan Markle modificó su anillo de compromiso con el príncipe Harry

El infierno que vivió la Princesa Diana por culpa de la Reina Isabel II

La Princesa Diana era muy amada por todos, rompió algunas de las reglas del palacio y desafió a la Reina Isabel con su comportamiento, pues nunca se doblegó ante la corona. Fue después de su divorcio que Lady Di despató los secretos de su vida dentro del palacio, revelando el infierno que vivió. 

Una de sus declaraciones más polémicas fue cuando confesó que sufrió de transtornos alimenticios, se dice que la Reina Isabel II no le ofreció el apoyo que necesitaba, incluso estuvo al borde del suicidio. De acuerdo con Lady Di,  la reina la culpó de que su matrimonio fracasara: 

Me dijo que el príncipe Carlos lo estaba pasando muy mal con mi bulimia

Su enfermedad era mal vista dentro del palacio, pues la juzgaron mal en lugar de reconocer que era una enfermedad desarrollada por los problemas con Carlos III. La Princesa Diana logró recuperarse de sus trastornos, pero aseguró que nunca llegaría a ser Reina porque no la querían en el trono.