Pensiones son un peligro para las finanzas públicas y esta es la razón

México está dejando de ser un país de gente joven a ser una población vieja, pues las pensiones de adultos mayores entre los años 2018 y 2019 se triplicó

Pensiones son un peligro para las finanzas públicas y esta es la razón
Imagen ilustrativa de adultos mayores. Foto: Cuartoscuro

El número de pensiones y jubilaciones crece todos los días, lo que actualmente es el principal factor que pone en peligro la sostenibilidad de las finanzas públicas. De acuerdo con datos de 2020 de la Secretaría de Hacienda, la administración federal destinó 954 mil 461 millones de pesos para el pago de pensiones.

Este monto representa actualmente un crecimiento del 9.2 por ciento en el promedio anual real en los últimos 25 años. Esto quiere decir que las pensiones públicas pasaron de un  4.5 por ciento a 15.9 por ciento del gasto total del gobierno entre 1995 y 2020.

Por otro lado México está dejando de ser un país de gente joven a ser una población vieja, pues las pensiones de adultos mayores entre los años 2018 y 2019 se triplicó.

Hay que señalar que entre 2020 y 2021 esto volvió a crecer y ahora los Precriterios en 2022 muestran que pasará de los  135.6 a 240 mil millones de pesos.

¿Qué viene para el futuro?

De acuerdo con el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), ahora con la promesa presidencial de aumentar el apoyo a adultos mayores, la cual se busca que estos apoyos pasen de los 2 mil 500 a 6 mil pesos bimensuales y que además haya una reducción de la edad para recibirla, por lo que pasará de los 68 a 65 años.

Este drástico movimiento del gobierno federal elevará el gasto pensionario de 4.7 por ciento a 6.5 por ciento del PIB entre 2020 y 2024, por lo que pasará de 18.1 por ciento a 26.2 por ciento del gasto total.

Actualmente el sistema de pensiones de México da su beneficio al IMSS, ISSSTE, Pemex, CFE, entre otras.

El grave problema con estas pensiones consume una gran parte del presupuesto federal y además crecen año con año, además la transparencia de las mismas no permiten un seguimiento puntual al número de pensionados totales.

mavr


Compartir