AMLO

¿La clase media apoyó el fascismo de Hitler y la dictadura de Pinochet? ¿Qué dice la historia?

El presidente López Obrador volvió a señalar que la clase media mexicana fue influenciada por la oposición y su campaña en medios de comunicación, por lo que citó situaciones que de otros países

Foto: Cuartoscuro
Escrito en NACIONAL el

En las últimas semanas, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha resaltado a la clase media como principal “conspirador” de la oposición en el deslave de la Cuarta Transformación en la Ciudad de México.

La razón empieza con los resultados de las elecciones del pasado 6 de junio, que han tenido diferentes interpretaciones, en especial sobre el partido del poder. Se podría decir que Morena ganó perdiendo.

Y es que, a pesar de ganar 11 de 15 gubernaturas en juego y tener la mayoría de legisladores en la Cámara de Diputados, quedó dividido su principal bastión en la República Mexicana: la Ciudad de México.

La capital, gobernada por la morenista Claudia Sheinbaum, está dividida por siete alcaldes de la coalición “Juntos Haremos Historia” (Morena y PT), mientras que la alianza opositora “Va Por México” (PAN-PRI-PRD) consiguió ocho alcaldías y una más para el PAN en solitario.

Son varios los factores que han dado los principales líderes del partido como Mario Delgado, presidente nacional de Morena, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, o hasta el mismo presidente López Obrador. Sin embargo, hay un común denominador: la guerra sucia en los medios de comunicación dirigida a la clase media.

¿La clase media ayuda al “conservadurismo”?

Esta mañana, el jefe del Ejecutivo advirtió que la clase media manipulada ayuda a recrear una mentalidad fascista como en el régimen alemán de Adolf Hitler o es parecida a la que respaldó el golpe de estado chileno contra el presidente Salvador Allende y terminó con la dictadura de Augusto Pinochet.

“Esa mentalidad clasista que recrean los medios no es cualquier cosa. Una clase media manipulada fue la que permitió el fascismo de Hitler, la clase media de Chile, no informada, apoyó a Pinochet”, expresó.

¿Esto es cierto? Sí, por lo menos en el caso de Chile. De acuerdo con la doctora Azun Candina Polomer, profesora de Ciencias Históricas de la Universidad de Chile, la clase media fue “uno de los territorios de tensión política”, por lo que la derecha “organizó una agresiva campaña económica y comunicacional sobre los peligros de la revolución”.

“Aquello que más asustaba no era lo que estaba ocurriendo, sino lo que podía ocurrir si los rojos seguían en el poder: fin de las libertades individuales, económicas y políticas, totalitarismo, destrucción del bienestar duramente ganado y un gobierno de marxistas soberbios y autoritarios”, señaló la académica en su artículo Las clases medias como territorio en disputa: la unidad popular y los futuros posibles’

Sin embargo, la autora resalta que sectores de la clase media apoyaron a Salvador Allende, mientras que sectores obreros fueron parte del golpe de estado y la llegada de Augusto Pinochet al poder.

Por ello, Candina Polomer reflexiona que, en sociedades que en la mayoría de la población se definen como clase media, los discursos en contra del cambio estructural pueden ser muy efectivos.

En cambio, una “izquierda que los olvida” se arriesga a que la clase media entiendan que tendrán que “optar entre sumarse a una identidad proletaria y popular (en la que no se reconocen) o sufrir las consecuencias de su distancia”. 

¿Quién es la clase media en México?

Tras conocer los resultados de la jornada electoral, el mandatario tabasqueño señaló que “hubo un avance hacia el conservadurismo” en la capital del país. Denunció que fue por la agresiva campaña sucia en contra de su partido en medios de comunicación.

“Por eso lo atribuyo a que sobre todo sectores de clase media fueron influenciados, se creyeron lo del populismo, el de que íbamos a reelegirnos, lo del mesías tropical, el mesías falso, etcétera”, lamentó el 11 de junio en su conferencia mañanera.

De acuerdo con López Obrador, quien llegó al poder con el discurso de apoyar a los más pobres, las clases medias son “aspiracionistas sin escrúpulos morales” y “partidarios de que ‘el que no transa, no avanza’”. 

“Se creen sabiondos, los saben todo y resulta que les juegan el dedo en la boca como quieren los oligarcas, los manipulan, se llegan a sentir hasta fifís, se ofenden cuando ellos pertenecen a las clases medias, el fifí es un junior, por lo general de los de arriba, para ser fifí se requieren más de 500 millones de dólares de fortuna”, dijo.

A pesar de ello, en términos estadísticos, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) determinó que en un hogar de clase media tiene al menos un integrante asalariado, la cabeza del hogar tendría al menos escuela media superior, así como cuentan con vivienda propia o se está pagando con recursos de la familia. 

El estudio del 2010, titulado ‘Cuantificando a la clase media en México’, señala que el 42.4% de los hogares mexicanos, donde vive el 39.2% de la población del país, pertenece a la clase media.

Por Edudardo Alavez

EAA