Reforma energética generó pérdidas por 412 mmdp e incrementó 35% las tarifas eléctricas: CFE

Son cerca de 412 mil millones de pesos los daños hasta ahora contabilizados a la Comisión Federal de Electricidad por todos estas situaciones: subsidios, bajo despacho, tarifa creciente, riesgo cambiario e inflación

Reforma energética generó pérdidas por 412 mmdp e incrementó 35% las tarifas eléctricas: CFE
Del incremento de la tarifa, argumentó que se debe a que el kilowatt hora en 2015 costaba 1.39 pesos Foto: Especial

De 2017 a la fecha, la reforma energética del expresidente Enrique Peña Nieto ha causado daños a la nación por 412 mil 410 millones de pesos por contratos con Productores Independientes de Energía (PIE); también incrementó en 35 por ciento las tarifas eléctricas, reveló la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Las cifras anteriores fueron dadas este jueves por el director general de CFEnergía y CFE Internacional, Miguel Santiago Reyes Hernández, al participar en los foros de parlamento abierto de la Cámara de Diputados sobre la iniciativa de reforma a la Ley de la Industria Eléctrica que propuso el presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Son cerca de 412 mil millones de pesos los daños hasta ahora contabilizados a la Comisión Federal de Electricidad por todos estas situaciones: subsidios, bajo despacho, tarifa creciente, riesgo cambiario e inflación. En síntesis, desde nuestra perspectiva, la reforma permitirá, tal y como lo establece el T-MEC artículo 14, Capítulo Inversión, un trato justo y equitativo para los competidores del mercado”, dijo.

Del incremento de la tarifa, argumentó que se debe a que el kilowatt hora en 2015 costaba 1.39 pesos; mientras, en 2017, ya entrada la reforma energética, 1.88 pesos el kilowatt hora; y actualmente 1.91 pesos el kilowatt hora.

Rechazó que el gobierno de la 4T pretenda regresar a una situación de empresa única sino que aseguró que busca “poner piso parejo con los participantes privados”; también, desmintió que la CFE tiene carencia de capacidad para satisfacer la demanda como, acusó, se ha difundido en medios nacionales e internacionales “pagados por la oposición”.

“¡Es falso! La oferta disponible hoy es de 85 mil 900 megawatts; la demanda que tuvimos para 2020 en su punto máximo fue de 48 mil megawatts y tendremos con el crecimiento de la población y de las actividades industriales una demanda esperada para el año 2024 de 54 mil megawatts”, dijo.

También contestó a críticas como la del expresidente Felipe Calderón, quien dijo que la CFE produce energía cara y sucia, y que eran los productores independientes quienes daban la energía más barata y limpia a la CFE; Miguel Reyes calificó la declaración como “vergonzosa, y lo digo con todo respeto porque fue presidente de este país y debía defender las instituciones públicas”.

“No sé sino leyó los contratos, o estaba precisamente enterado de esos contratos muy jugosos, contratos beneficiosos para este tipo de empresas donde 14 de estos contratos tienen tarifas crecientes, cuando el mercado está indicando por esta caída en los precios por la sobre oferta, que van hacia la baja. Eso tiene implicaciones presupuestales para la CFE y obviamente no es una situación de ineficiencia sino de revisar condiciones y contratos en términos de cómo aprobamos la reforma energética”, resaltó.

Miguel Reyes justificó que el propósito de la iniciativa es fortalecer con urgencia a la CFE porque actualmente “pierde por todos lados”, ya que no se reconoce su energía como limpia; se le exige cumplir con el requisito de energía limpia comprando a los privados; los Certificados de Energías Limpias (CEL’s) se convierten en una obligación de la CFE para anclar las inversiones a pesar de que la propia CFE genera energías limpias.

También, los privados podrían bursatilizar estos certificados, buscando como cualquier otro papel que juega en la bolsa de valores, obtener ganancias especulativas.

Aprovechó para refutar críticas de sectores privados y políticos que afirman que con la reforma la CFE busca utilizar las energías sucias como base principal para producir electricidad; resaltó que la Comisión produce el doble de energías limpias que las empresas privadas en México.

“Hoy nosotros tenemos en términos generales, como sistema, 20 por ciento de generación de energía limpia. Pero de ese 20 por ciento hay una sorpresa porque 13 por ciento lo pone la CFE con sus hidroeléctricas, con su energía nuclear, con su energía geotérmica y sólo 7 por ciento contribuyen los privados fundamentalmente con energía eólica y fotovoltaica. Es  decir, la CFE contribuye hoy con el doble de energía limpia a lo que están participando los privados”, expuso.

En su exposición aseguró a los diputados que entre los beneficios de la iniciativa están la eliminación de condiciones asimétricas de competencia, pues desaparece la prohibición de comercio intra firma y contratos bilaterales para CFE con la ejecución de contratos de entrega física.

También, la modificación en los criterios de despacho que reflejan costos reales de generación, eviten la simulación (costos bajos de renovables) y especulación; eliminación de subsidios y políticas de dumping que favorecen unos competidores (privados) sobre otros (CFE); trato equitativo para emisión de CEL’s entre CFE y particulares; revisión de contratos no rentables para la nación y el erario público; y eliminación de la simulación y fraude a la ley amparadas bajo el régimen de autoabasto


Compartir