AFGANISTÁN

Separan a hombres y mujeres con una cortina en universidades de Afganistán

Las mujeres que asistan a las universidades deberán abandonar las clases antes que los hombres y esperar en una sala especial

MUNDO

·
Mujeres son separadas de los hombres en los salones de clase e las universidades tras la llegada de los talibanes. Foto: Twitter @FaridAhmad1919

La toma de Afganistán por parte del régimen Talibán significa un retroceso en los derechos que las mujeres habían obtenido a lo largo de estos 20 años, entre ellos el de la educación que ya ve reflejadas prohibiciones para las estudiantes universitarias

En redes sociales se compartieron algunas imágenes en las que se puede ver que las estudiantes universitarias son separadas de sus compañeros hombres con una cortina en los salones de clase, para evitar que tengan contacto. 

Te puede interesar: Estas son las 29 cosas que los talibanes prohiben a las MUJERES en Afganistán

Esto sucede en las universidades privadas de Afganistán ante la reapertura luego de la llegada de los talibanes, quienes han realizado un decreto que fue publicado por el Ministerio de Enseñanza Superior de aquel país. 

Restricciones para estudiantes universitarias 

En el decreto se anuncian una serie de restricciones para las estudiantes en las instituciones de educación superior en Afganistán, entre ellas señalan que las mujeres deberán usar una abaya negra o un niqab que les cubra el rostro. 

Además, deberán salir de clases cinco minutos antes que los hombres y esperar en una sala destinada a su estancia hasta que todos ellos abandonen el edificio, pues o deben tener contacto. 

Te puede interesar: Lucha de mujeres por Valle de Panshir se intensifica en Afganistán

En el documento se especifica que las universidades deberán contratar a mujeres para dar clases a las estudiantes, otra de las alternativas es que las brinden personas de edad avanzada cuya moral ha sido probada. 

Lo anterior se complica dado que una de las estrictas prohibiciones de los talibanes es que las mujeres no pueden trabajar, más allá de las labores del hogar. Además, de que no pueden salir de casa sin la compañía de su esposo, hermano o hijo. 

Aunque los talibanes aseguraron que se respetarán los derechos de las mujeres, como la educación, a su llegada se informó que algunas estudiantes fueron sacadas de las escuelas con amenazas