Dinosaurios en la VIDA REAL, socio de Elon Musk asegura que ya podría ser una realidad el Parque Jurásico

El empresario asegura que la tecnología ha avanzado lo suficiente como para crear especies exóticas de dinosaurios

Dinosaurios en la VIDA REAL, socio de Elon Musk asegura que ya podría ser una realidad el Parque Jurásico
Foto: Pixabay

Parece ser que algunos empresarios no entendieron por completo la trama de Jurassic Park. El presidente de una de las compañías fundadas por Elon Musk plantea la posibilidad de construir un parque donde habiten dinosaurios creados con tecnología. ¿Habrá alguien que se anime a hacerlo? 

Max Hodak, CEO y cofundador de Neuralink, donde Musk es el socio principal, asegura que la tecnología ha avanzado lo suficiente como para instaurar un parque jurásico en la vida real, muy similar como al que se vio en la producción cinematográfica. Así lo expresó en una publicación en su cuenta de Twitter. Aclaró que no serían dinosaurios auténticos genéticamente, pero que tras 15 años de reproducción e ingeniería, sería posible obtener nuevas especies que resultarían bastante exóticas. 

Su declaración generó todo tipo de respuestas, desde internautas que se mostraron emocionados con la idea, hasta otros que indicaron que no estaban de acuerdo con la propuesta. "Hay un libro y varias películas que muestran porque esto es una mala idea" comentó uno de los usuarios. 

Otra persona indicó que el hecho de que pueda hacerse no quiere decir que se deba llevar a cabo "Bueno... tienes razón en que podemos hacerlo. Simplemente no creo que tengamos que hacerlo sólo porque podamos. Debería haber una razón de peso". 

Foto: Universal Pictures

Más tarde, Hodak amplió su proclamación y dijo: 

"La biodiversidad es definitivamente valiosa; la conservación es importante y tiene sentido. ¿Pero por qué nos detenemos ahí? ¿Por qué no intentamos de forma más intencionada crear una diversidad novedosa?". 

En otras palabras, el empresario dice que los recursos científicos con lo que se cuenta actualmente, no sólo deberían enfocarse en las especies que ya existen, sino que también podrían orientarse a crear otras nuevas. 

El medio Futurism, especializado en ciencia y tecnología, asegura que la idea suena grandiosa, pero llevarla a la realidad podría ser peligrosa, justo como se vio en las películas. Como indica la organización Scienceline, revivir a especies extintas significaría introducirlas a un ecosistema que ya no cuenta con lo necesario para su supervivencia. 

Ésta no es la primera vez que Hodak hace una declaración controversial. Hace unas semanas, sugirió crear una religión que abrazara "la rareza de las matemáticas y la física" y donde se pudiera experimentar con drogas. 

DFC


Compartir