TORTILLAS

Tortilleros advierten más aumentos por acaparamiento de grandes comercializadoras

Organismos de la industria acusaron a Segalmex de tener resguardadas cientos de toneladas en bodegas, sin justificación alguna

ECONOMÍA

·
Segalmex tiene retenidas toneladas de maíz, aseveran empresario. Foto: CUARTOSCURO

En las próximas semanas, podría seguir aumentando el precio del kilogramo de la masa y la tortilla en el país, debido a que las grandes comercializadoras continúan acaparando el maíz, advirtieron el Consejo Rector de la Tortilla Tradicional Mexicana y la Cámara Nacional de la Industria de Producción de Masa y Tortillas (CNIPMT).

A través de un comunicado de prensa los organismos advirtieron que desde el inicio de la pandemia de la COVID-19 Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex) ha incumplido con su compromiso de vender directamente el grano a los productores, por lo que se vuelve imposible sostener el precio de este alimento básico, además acusaron de tener resguardadas cientos de toneladas en bodegas, sin justificación alguna.

“En las bodegas de Segalmex existe maíz echándose a perder, mismo que resolvería de fondo este problema, pero no se nos permite el acceso a él, con el argumento de que es para consumo de Diconsa, pero, en la actualidad, el grano disponible en el mercado se encuentra en grandes comercializadoras, quienes lo adquirieron a un costo muy bajo, el precio que se nos da es especulativo”, mencionó Rubén Montalvo, representante de la CNIPMT/

El presidente del Consejo Rector de la Tortilla Tradicional Mexicana, Sergio Jarquín Muñoz,  lamentó que, a pesar de que los productores de la masa y la tortilla han sostenido reuniones con Segalmex y las secretarías de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) y de Economía por más de un año, hasta ahora, ninguna de las dependencias federales ha cumplido con sus compromisos con el sector y, por el contrario, el costo de los insumos que se requieren para elaborar este alimento ha ido incrementándose hasta en 40 por ciento.

También indicaron que dichos aumentos registrados en las toneladas de maíz y harina, así como en el litro de gas y gasolinas, entre otros, propició un primer aumento en el costo del kilogramo de tortilla en el primer trimestre del año; sin embargo, éste podría seguir incrementándose si no existe la intervención del Gobierno de México.  

Los empresarios de la industria de la masa y la tortilla aseveraron que, en días recientes, han descubierto que, en algunas bodegas de estados como Guerrero, la Segalmex tiene retenidas toneladas de maíz, sin razón aparente, lo que representa un desperdicio que afecta el bolsillo del consumidor final.

Los líderes de la industria tortillera resaltaron que si Segalmex ofrece el maíz al sector al precio en el que se le compra a los agricultores y se apoyan las compras consolidas de maíz y harina, el precio de la tortilla se podría estabilizar para el consumidor final.

También indicaron que han denunciado públicamente y han solicitado en varias ocasiones a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) que realice inspecciones en el sector, ante la competencia desleal que enfrentan quienes se dedican a este gremio, con la apertura de tortillerías informales, ilegales o clandestinas que ofertan el kilogramo hasta en siete pesos promedio; costo que está muy por debajo del valor real de producción y qué pone en duda cómo pueden ofrecerlo de esta manera sin recurrir a prácticas ilegales, y en las cuales la dependencia federal no ha intervenido.

Por redacción

alg