Un caballo vale más que Messi y CR7; Galileo es el semental más cotizado en el deporte

El codiciado semental vale 200 millones de dólares, una cifra mucho mayor a la de los futbolistas Lionel Messi y Cristiano Ronaldo juntos

Un caballo vale más que Messi y CR7; Galileo es el semental más cotizado en el deporte
"Galileo" ha dado al mundo otros campeones: Nathaniel y Frankel. FOTO: Pixabay

“Galileo” es un caballo semental que ostenta uno de los récords más codiciados del mundo; su alto costo, pues supera incluso al valor que tienen los jugadores Cristiano Ronaldo y Lionel Messi juntos, 70 millones de dólares y 118 respectivamente. 

El caballo está valuado en más de 180 millones de libras esterlinas, algo así como 200 millones de dólares, aproximadamente, y su calor supera por mucho el de muchos futbolistas, entre ellos Neymar y Harry Kane, esto de acuerdo con el sitio Transfermarkt.

Aunque ya está jubilado, “Galileo” se ha convertido en el semental ideal para aquellos criadores que desean un poco de lo mejor. En su haber tiene otros récords como ser el número uno del mundo, logro que alcanzó en 2008, y así ha sido cada año, excepto durante el 2009. 

“Galileo”, padre de campeones

"Galileo" vive en una granja en Irlanda. FOTO: Pixabay

Galileo”, que vive en Irlanda,  también es papá y ha dado al mundo otros campeones: Nathaniel y Frankel, los cuales también se ostentan como sementales después de una carrera invicta. La gran reputación de “Galileo” en el mundo de la cría permite que algunas personas envíen a sus yeguas hasta Irlanda para “visitarlo” con un costo de alrededor de 600 mil libras. 

Cuando algún caballo de carreras, como “Galileo” es considerado un semental cotizado debe tener su éxito asegurado, es decir, como mínimo, probablemente necesita una victoria de grupo en su haber y cuanto más, mucho mejor.

Los que se han alzado con la victoria en las carreras más prestigiosas como Guineas, Derby y Arc, son los muy buscados. También implica que cuando se jubilen, se conserven en un buen estado para procrear, ya que sus hijos heredarán sus aptitudes y podrán brillar también como estrellas


Compartir