EL DEDO EN LA LLAGA

El fondo de la forma

La nominación de Victoria Rodríguez Ceja para encabezar al Banco de México desató desconcierto

OPINIÓN

·
Adriana Delgado / El Dedo en la Llaga / El Heraldo de México

La inflación ya llegó a 7 por ciento, muy lejos de la meta que tiene como mandato en Banco de México, y queda claro que puede truncar la recuperación económica. De hecho, el PIB se contrajo 0.4 por ciento en el tercer trimestre. La Inversión Fija Bruta todavía está 4.9 por ciento por debajo del nivel prepandemia y la Inversión Extranjera Directa, si bien registró un aumento de 5.7 por ciento de enero a septiembre con respecto al mismo periodo del año pasado con 24 mil 831 millones de dólares, es bastante menor incluso que las remesas de ese mismo periodo que llegaron a los 37 mil 334 millones.

Con inflación alta y sin crecimiento, la expectativa no es buena. En ese contexto, la nominación para encabezar al banco central desató más desconcierto. Desde el relevo en la Secretaría de Hacienda, el 9 de junio, el anuncio fue que el titular saliente fuera propuesto. Cinco meses después se hace público que Arturo Herrera había sido descartado desde agosto.

El anuncio presidencial mañanero que nominó a la subsecretaria de Egresos, Victoria Rodríguez Ceja, para encabezar al Banxico, desató dudas inmediatas que no tuvieron respuesta a la misma velocidad: su experiencia no abarca la política monetaria, que es la materia de un banco central. No cuenta con publicaciones que reflejen su punto de vista técnico y sus relaciones con los mercados internacionales son limitadas.

¿Cómo es que la Secretaría de Hacienda, encabezada por un economista experimentado y reputado internacionalmente, tardó hasta las 5:47 de la tarde para emitir un pronunciamiento? En política y en economía, forma es fondo. En los mercados cada minuto es muy importante.

Las interrogantes seguían en cascada: ¿podía una funcionaria conocida por su eficacia en la administración del presupuesto público, pero también por su lealtad a la llamada cuarta transformación garantizar imparcialidad en su desempeño al frente de Banxico? Un factor que dio algo de calma fue que, en su aparición tardía, Rodríguez Ceja fue directa y clara en responder la duda: “Mi compromiso es el combate a la inflación, no tocar las reservas internacionales y cumplir con la autonomía del Banco de México”.

Durante esa jornada, si bien diversos analistas en el mercado internacional reaccionaron con cautela, la nominación de Victoria Rodríguez no causó embates mucho mayores de los que de por sí ya enfrentaba el peso mexicano desde varios días atrás, ligando depreciaciones que lo llevaron a rozar el nivel más bajo que había registrado en marzo, cerca de los 22 pesos por dólar.

La moneda mexicana está sujeta a una tormenta, presionada desde varios frentes internacionales. Por un lado, la expectativa de que la Reserva Federal de Estados Unidos adelante la normalización de su tasa de interés de referencia por la alta inflación que también tiene ese país fortaleció al dólar frente a la mayoría de las divisas.

Por otro, siendo el peso una de las monedas con mayor liquidez internacional, resiente los vaivenes de otras de países emergentes como sucedió con la lira turca ante una percepción de mayor riesgo. Si todo eso es poco, la nueva variante Ómicron del virus que causa COVID-19 se suma a la volatilidad.

Pero de regreso a México y su banco central, aún hay dudas de fondo que persisten. En caso de ser ratificada, ¿cuál será el plan de acción de Victoria Rodríguez Ceja para controlar una inflación cuyos componentes principales no están en el mercado interno sino vienen del exterior? La información es la mejor cura para la incertidumbre.

Es momento de mucha transparencia. Una estrategia clara y ampliamente difundida puede ser un oasis en la tormenta.

POR ADRIANA DELGADO RUIZ
ADRIANAD16@YAHOO.COM.MX
@ADRIDELGADORUIZ

PAL