MÉXICO EN LA COP26

En México hay rezago en baja de emisiones de CO2 por generación de electricidad

El país llega a la COP26 sin cumplir con el Acuerdo de París, según análisis de Iniciativa Climática de México (ICM)

NACIONAL

·
RESULTADOS. María Luisa Albores, titular de la Semarnat, se enfrentará esta semana a la COP26. Foto: Cuartoscuro

México está lejos de cumplir sus compromisos en materia de reducción de emisiones derivadas de la producción de energía eléctrica, advierte un análisis de la organización Iniciativa Climática de México (ICM), difundido en el marco de la COP26.

La asociación hizo proyecciones para ver si el país alcanzará las metas que se trazó para 2030, vinculadas al Acuerdo de París contra el cambio climático.

En 2019, nuestro país emitió 171 millones de toneladas de dióxido de carbono, por la generación de electricidad, según datos oficiales recientes.

El objetivo para 2030 es bajar a 139 millones de toneladas anuales, de acuerdo con una de las Contribuciones Nacionalmente Determinadas no condicionadas (NDC), establecidas por el gobierno federal. Sin embargo, la ICM estimó que las emisiones producida por generar electricidad en 2030 rondarán entre 163.5 y 193.7 millones de toneladas de dióxido de carbono, “muy lejos de los 139 millones de toneladas comprometidos por México”, señaló la ICM.

La electricidad es una de las principales fuentes de las emisiones que provocan el calentamiento global, junto al autotransporte, ganadería, industria y residuos. Los NDC son compromisos para contribuir a limitar a 1.5 grados el calentamiento, como parte del Acuerdo de París de 2015.

El rezago en este indicador no es el único con el que llega a la COP26 la titular de Semarnat, María Luisa Albores. En 2015, México publicó la Ley de Transición Energética (LTE), que fijó como meta una participación mínima de energías limpias en la generación de energía eléctrica de 30 por ciento para 2021 y 35 por ciento para 2024.

Hasta junio fue de 26.8 por ciento, indica el Tercer Informe de Gobierno. En su boletín, ICM acusó a las autoridades federales de establecer políticas públicas que “frenan tajantemente la adición de energías limpias al sistema eléctrico nacional en 2021 y 2022.

CAR