Diputado propone dos años de residencia a “fuereños” para obtener ciudadanía yucateca

El diputado local del PAN, Miguel Rodríguez Baqueiro, presentó una iniciativa de ley para elevar de seis meses a dos años consecutivos el tiempo de residencia en Yucatán de las personas originarias de otras entidades

Diputado propone dos años de residencia a “fuereños” para obtener ciudadanía yucateca
Consideran que la iniciativa del legislador del PAN, Miguel Rodríguez Baqueiro, es xenófoba Foto: Especial

El diputado local del PAN, Miguel Rodríguez Baqueiro, presentó una iniciativa de ley para elevar de seis meses a dos años consecutivos el tiempo de residencia en Yucatán de las personas originarias de otras entidades o extranjeras, para recibir la calidad de ciudadano yucateco, propuesta que es considerada xenófoba.

“La ley federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación sí establece la xenofobia como una forma de discriminación, pues se trata de conductas y prácticas de aversión hacia personas que vienen de fuera y esta propuesta del legislador panista evidentemente lo es, alimenta ese odio para quienes son de otros estados”, señaló el maestro en Derechos Humanos,  Armando Rivas Lugo.

El especialista dijo que una prueba de que la iniciativa de Rodríguez Baqueiro es xenófoba es que la gente la está celebrando en redes sociales, es decir, se refuerza ese odio hacia las personas de otros estados. 

“Aunque lo quieran disfrazar, no tiene ninguna justificación ni utilidad, la exposición de motivos de la iniciativa  es totalmente banal y hace pensar que es una propuesta xenófoba”, recalcó el antropólogo.

Y es que en ese apartado, el panista plantea que elevar a dos años la residencia permitirá que los inmigrantes que decidan establecerse en la entidad “estén aquí el tiempo suficiente que les permita arraigarse en nuestras culturas y tradiciones y que les facilite el entendimiento, de todo lo que eso significa para nosotros los yucatecos (sic.)”.

Al respecto, Rivas Lugo indicó que prácticamente el diputado propuso ese periodo como para que los que vienen de afuera tengan que pasar más “pruebas” o haya el tiempo de inspección suficiente para que, de manera fehaciente, se compruebe que “es una persona buena” y por lo tanto pueda obtener el reconocimiento de ciudadano yucateco. 

En ese sentido, declaró que la iniciativa sigue reforzando la idea de que quienes vienen de otros estados son peligrosos y, por lo tanto, hay que proteger lo que es yucateco. Eso es totalmente discriminatorio, pues manifiesta un rechazo y aversión hacia esas personas.

Rivas Lugo agregó que el Congreso del Estado en vez de crear iniciativas que alimentan el odio y los prejuicios, debería reformar la ley estatal en materia de discriminación y armonizarla con la federal, pues no contempla conceptos como la reparación del daño para los grupos discriminados.

Por Herbeth Escalante


Compartir