TRUCOS DE LIMPIEZA

Deja tus cubiertos brillantes y perfectos con este sencillo truco de limpieza

Los cubiertos pueden perder su brillo debido al uso y a la forma en la que se lavan. Ahora vamos a presentar un sencillo truco que le devolverá su brillo y los dejará como nuevos

ESTILO DE VIDA

·
Este truco de limpieza hará que te olvides de los cubiertos sin brillo en la casa Pexels

Los trucos de cocina y limpieza llegaron al mundo para hacerle la vida más sencilla a las personas. El poder contar con elementos naturales o que se tienen en casa para facilitar las tareas del hogar hace que la gente se olvide de las complicaciones que pueden presentarse a la hora de limpiar el hogar o la ropa. En esta ocasión vamos a presentar un sencillo truco que hará que los cubiertos estén como nuevos sin importar el uso o el paso de los años. Jamás volverás a ver pierdan su brillo. 

Se trata de un truco de limpieza en el que sólo se va a necesitar una olla grande, tus cubiertos limpios, pero sin brillo y papel aluminio, el elemento que será el que se encargue de darle brillo a estos elementos de la cocina. Lo mejor será pasar a explicar los pasos a seguir para conseguir cubiertos "nuevos" sin tener que salir de casa a comprar unos. 

Sigue leyendo:

Limpia tu freidora de aire con bicarbonato de sodio y déjala como nueva

¡Cuida tus plantas durante la canícula! Sigue estos consejos para que se mantengan preciosas

El papel aluminio será el que se encargue de darle brillo a los cubiertos (Pexels)

El truco del papel aluminio para dejar los cubiertos como nuevos

Para todos aquellos que están casados de ver los cubiertos rallados o sin brillo, este sencillo truco llegará para cambiarles la vida. Después de hacerlo no querrán dejar hacerlo para ver 'perfectos' y que la mesa siempre esté impecable a la hora de recibir a las visitas. Mejor pasemos a los pasos que se deben seguir para conseguir cubiertos 'nuevos' sin salir de casa.

  1. Lo primero que se debe de hacer es colocar una olla con agua al fuego y dejarla hasta que empiece a hervir. 
  2. En lo que el agua alcanza la temperatura deseada, vamos a cortar pedazos de papel aluminio para hacerlos bolitas de diferentes tamaños. 
  3. Cuando se tengan todas las bolitas se deben colocar dentro de la olla. Recuerda que antes debemos confirmar que el agua ya esté en el punto deseado, es decir, hirviendo. 
  4. Después de colocar las bolitas de papel aluminio se deberán de colocar los cubiertos. Es importante que el agua los cubra en su totalidad, por lo que la olla debe ser grande. 
  5. Una vez colocados todos los cubiertos que entraron en la olla, se debe colocar una capa papel aluminio que cubra toda la superficie. La hoja de papel deberá estar sobre el agua para generar calor y que las bolas de papel se muevan por toda la superficie. 
  6. Se deben dejar durante unos minutos para que el papel aluminio combinado con el agua caliente hagan su trabajo. 
  7. Pasado el tiempo será momento de sacarlos con cuidado y la ayuda de unas pinzas. Sólo queda secar y disfrutar del resultado. 

Si bien no es algo que se pueda realizar como parte de una rutina de limpieza todos los días, se recomienda que se haga esto una vez a la semana, en caso de tener los cubiertos muy percudidos o una vez al mes en caso de tenerlos casi como nuevos. Recuerden que los trucos de limpieza se pueden hacer las veces que las personas consideren necesarias. Eso sí, una vez que veas los resultados no querrás dejar de hacerlo previo a un evento importante en casa.