CORTO

There's a Man in the Woods: El corto que te volará la cabeza en menos de cuatro minutos

Esta producción no es apta para personas susceptibles

ESPECTÁCULOS

·
Este corto es toda una experiencia en sí

¿Alguna vez te han contado un chisme?, ¿qué has hecho al respecto?, ¿es posible que los rumores puedan arruinar tu vida? Estas son las preguntas que el cineasta Jacob Streilein pretende que las personas se hagan por medio de un corto que debes ver.

Se trata de “There's a Man in the Woods” (hay un hombre en el bosque), una historia que no te tomará más de cuatro minutos ver y que te dejará con la idea de que has visto películas, series e incluso libros que cuentan con menos detalles que las de esta producción breve.

Es casi seguro que te tomarán por sorpresa dos cosas a la hora de que veas este audiovisual: la forma tan ágil con la que se cuentan los sucesos de la historia y el final desgarrador que se te mostrará al concluir. 

Por si fuera poco para recomendarte esta obra, basta mencionar que todo se lleva a cabo con una estricta rima en la que se eligieron palabras cortas, fuertes y sumamente significativas.

La historia es cruda, sencilla y brutal. 

De qué trata esta historia

Un niño decide inventar una mentira para beneficiarse ante todos sus compañeros, el profesor a cargo de ellos debe enfrentar las consecuencias desastrosas de estas palabras.

No debes escuchar más si es que quieres conocer esta historia, debido a que arruinaría la experiencia que podrías tener a la hora de enfrentarte al desolador, impactante y crudo desenlace de esta narración. Si eres amante de suspenso, si te gusta el lenguaje ágil y los mensajes contundentes, esta opción es ideal para ti.

Aquí el corto

¿Quién es el responsable de esta producción?

Jacob Streilein es un cineasta que apenas comienza a trabajar formalmente en la animación. Actualmente participa en “Ask the StoryBots”, una producción de Netflix que está en emisión.

En nueve años de trabajo, ha participado en cinco proyectos. Los primeros tres de ellos fueron cortos que él mismo ilustró o animó, como suelen hacerlo los estudiantes de artes que salen al mundo laboral para buscar una oportunidad.

Desde el 2014 ha estado en los créditos de los productos que tienen que ver con “StoryBots Super Songs”, “A StoryBots Christmas” y “Ask the StoryBots”. Tiene 29 años y es uno de los talentos en el mundo de la animación que no deben dejarse de lado.