Sismos en México: cómo afrontar una crisis por terremoto y vivir el proceso de duelo I PODCAST

Sismos en México: cómo afrontar una crisis por terremoto y vivir el proceso de duelo I PODCAST

Hoy 19 de septiembre del 2020 se cumplen 35 años del temblor del 85 y tres del 2017, los dos grandes sismos que han sacudido a nuestra querida Ciudad de México en tiempos modernos. Las heridas aún no cicatrizan, a lo largo de la gran orbe todavía encontramos los vestigios de edificios que se derrumbaron o que aún siguen en pie sin poder ser habitados, su presencia es y será siempre un recordatorio de lo perdido, del dolor, pero sin lugar a dudas también de la esperanza; pues una de las grandezas que nos caracterizan como mexicanos, es la solidaridad ante el dolor ajeno y en estos dos grandes sismos tuvimos grandes muestras de ello.

¿Quién puede olvidar las caravanas de víveres y voluntarios procedentes de todos los lugares de la república? ¿La empatía y altruismo de los habitantes de esa gran ciudad, que sin importar si habían sufrido pérdidas o no, se movilizaron a prestar ayuda en las mas diversas formas posibles? Ante el dolor el corazón del mexicano late al unísono.

Escucha el podcast de Divagando en la mente de...especial sismos

Los terremotos sacuden y nos sacuden, recordándonos lo que es más importante: la vida misma, la salud, la familia y los amigos. No hay que olvidar que los temblores no son solo ocasionados por el movimiento de las placas tectónicas, sino también por el movimiento de estructuras internas del ser humano que ocasionan temblores emocionales, ante las crisis, siempre hay temor, pero es importante recordar que las crisis, en esencia, representan oportunidades de cambio.

Cuando se sacude nuestro mundo, ya sea externo o interno, nos enfrentamos al reto de replantear nuestra existencia, de cuidar lo que nos es mas preciado y resurgir renovados para hacer las cosas de una mejor manera.

[nota_relacionada id=1242014]

Los temblores sacan lo mejor de nosotros y en ocasiones también lo peor, esperemos que el 19 de septiembre jamás se olvide y sirva como un recordatorio de la importancia de la responsabilidad social, de la necesidad de tener políticas de prevención, construcción y desarrollo social éticas, justas y sobre todo adecuadas a nuestra ciudad. Me permito fantasear en la llegada del momento en que no requiramos de una fuerte sacudida para recordar el amor que tenemos por quienes nos rodean, que no sea necesario el dolor para ser solidario y que no se requieran multas y demandas para asumir la responsabilidad en nuestros que implica nuestro trabajo.

Hoy los que vivimos recordamos…

[caption id="attachment_869548" align="alignnone" width="900"]Doctor Pepe Estrada, Divagando en la mente de mgm[/caption]


Compartir