LINET PUENTE

Una Noche de Fuego

Danny Glover decide voltear la mirada a una problemática que nos afecta a todos, sobre todo a las mujeres.

OPINIÓN

·
Linet Puente / Permanencia Voluntaria / Opinión El Heraldo de México

Después de triunfar en el Festival de Cine de Cannes, llega a México la cinta Noche de Fuego, de la cineasta Tatiana Huezo y producida, entre otros, por el actor norteamericano Danny Glover, quien hoy decide voltear la mirada a una problemática que nos afecta a todos, sobre todo a las mujeres.

Por razones diversas últimamente he preferido ver series y películas que me saquen por completo de la realidad, que me puedan llevar a la reflexión, pero que no me hagan sufrir. Por ningún motivo veo una cinta romántica, mucho menos una que hable sobre asesinatos a niños, animalitos, narco, etc. Dicho lo anterior, no sé cómo explicar lo difícil que fue para mi sentarme a ver Noche de Fuego, cinta de la salvadoreña/mexicana Tatiana Huezo, que refleja la violencia que viven las mujeres, sobre todo las niñas, en la sierra de Guerrero, a quienes literalmente, sus madres tienen que esconder bajo tierra para protegerlas del narco. Son el tipo de películas que me deprimen porque sé que no es solo ficción, sino un espejo de la realidad que vivimos en este México, lindo y
querido que tanto celebramos esta semana.

Sin embargo no dejo de ser una profesional y como tal, me dispuse a ver dicho filme para poder entrevistar a los creadores de la cinta y hoy lo agradezco porque después de ver dicha cinta, me dieron ganas de conocer un poco más sobre esta y otras problemáticas que nos afectan a las mujeres. Gracias a esta película entendí que no nos podemos hacer de la vista gorda ante nada, mucho menos cuando se trata de la violencia de género, como tampoco lo hace la directora del filme con quien tuve la oportunidad de platicar: “Siento que siendo cineasta y viniendo del ámbito documental no puedo darle la espalda a estos temas, es algo que no se ha resuelto, es algo de lo que hay que seguir hablando. He tenido la oportunidad de estar cerca de muchas mamás que tienen a sus hijas desaparecidas y es algo que me mueve las entrañas, que me provoca pesadillas y que me he puesto en el lugar de estas familias y no puedo apartarme de este tema”.

La historia es tan cruda e impactante que de inmediato llamó la atención del actor norteamericano Danny Glover, quien decidió involucrarse con el filme como productor junto con otros personajes y quien en entrevista con esta servidora detalló los motivos que lo llevaron a mirar hacia una problemática como ésta que se vive a diario en nuestro país: “No es solo una historia de mujeres mexicanas, es una historia que encuentras en comunidades alrededor del mundo. Puedes mostrar esta película a mujeres en Sudáfrica y lo van a entender o puedes mostrárselas a mujeres de otras comunidades en otras partes del mundo y mostrarán
resiliencia con esta película.Y como yo estoy involucrado en las Naciones Unidas, seguramente será algo importante para organizaciones dentro de las Naciones Unidas que vean esta película también”.

Además de ser actor, desde hace 25 años Danny Glover funge como Embajador de Buena Voluntad de la ONU, razón por la cual el próximo año recibiría el Oscar Humanitario Jean Hersholt, por su contribución no solo al cine, sino a la sociedad, como lo demostró produciendo este filme y otros tantos en Sudáfrica, Palestina y otros países. Porque sí, también a través del arte se puede ayudar a quienes más lo necesitan, quienes piden a gritos una visibilidad. Esto y el hecho de que Noche de Fuego haya resultado ovacionada y ganadora en Cannes, significa mucho para nuestro país pues son problemáticas que ya nunca más pasarán desapercibidas para el mundo. Esta es la razón principal por la que me parece que todos tenemos la obligación de ver esta cinta, que dicho sea de paso, está divinamente dirigida, aunque la mayoría de los actores, sobre todo las niñas, no son profesionales. Corran a verla a los cines.