QUERETARO

Obtiene Querétaro primer lugar en Diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria

Este Diagnóstico se realizó sobre la población penitenciaria de dos mil 860 personas, en el que la segunda posición se asignó a Tlaxcala

NACIONAL

·
Foto: Especial

El Sistema Estatal Penitenciario de Querétaro alcanzó el primer lugar nacional en el ranking de evaluación de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), al lograr una calificación de 8.47, la más alta en el Diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria (DNSP) 2020, con lo que cumple tres años consecutivos en la primera posición.

Este Diagnóstico se realizó sobre la población penitenciaria de dos mil 860 personas, en el que la segunda posición se asignó a Tlaxcala con una calificación de 8.10 y en tercer lugar la Ciudad de México y Nuevo León con una calificación de 8.06. 

El DNSP reconoció la tendencia a la alcanza del Sistema Estatal Penitenciario de Querétaro, toda vez que tiene buenas prácticas en materia de respeto, promoción y garantía de los derechos humanos de las personas privadas de la libertad, que le permitieron alcanzar una calificación de 8.21 en 2018 y 8.22 en 2019.

Actualmente la media nacional del DNSP se ubica en 6.78, en la certificación de Aspectos que garantizan la Integridad de las Personas Privadas de la Libertad, Aspectos que Garantizan una Estancia Digna, Condiciones de Gobernabilidad, Reinserción Social de las Personas Privadas de la Libertad y Grupos de Personas Privadas de la Libertad con Necesidades Específicas. 

Sin embargo, durante la supervisión a los centros penitenciarios locales, se detectó que es importante resolver la insuficiencia de vías p0ara la remisión de quejas de probables violaciones a los derechos humanos, aunque se reconocieron las condiciones de gobernabilidad y la inexistencia de cobros, como extorsión y sobornos, así como las actividades laborales y de capacitación para la reinserción social de las personas privadas de la libertad. 

De acuerdo con la Secretaría de Gobierno del estado, una de las medidas más importantes que implementó la Comisión Estatal del Sistema Penitenciario en el último año, para garantizar los derechos humanos de las personas privadas de su libertad, fue implementar el mecanismo de videollamadas a través de tabletas electrónicas para evitar contagios de Covid-1 en las prisiones. 

Hasta el 30 de julio pasado se realizaron 146 mil 16 videollamadas en los cuatro centros penitenciarios de la entidad y se permitió este servicio a todas las personas que lo solicitaron.